27 de junio de 2019 27/6/19

La Unidad de Plexo Braquial del General de Alicante ha intervenido 133 lesiones de plexo braquial desde 2008

  • La Unidad de Plexo Braquial es referencia nacional

  • Se calcula que uno de cada 1.000 nacidos vivos sufre parálisis braquial obstétrica, de los cuales un 20% presentará secuelas neurológicas permanentes

  • La parálisis branquial obstétrica es una lesión traumática por tracción del plexo braquial producida durante el parto

El Hospital General Universitario de Alicante, pionero en la Comunidad Valenciana en realizar intervenciones de parálisis braquial obstétrica, unidad integrada en el Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología que dirige el Dr. Simón Campos, ha sido recientemente designado como Unidad de Referencia Nacional por el Ministerio de Sanidad.

Con un total de 133 operaciones desde su puesta en marcha en 2008 para el tratamiento de parálisis braquial, el Hospital de Alicante se sitúa entre los cuatro centros de referencia que intervienen quirúrgicamente la parálisis braquial obstétrica en España.

El cirujano y coordinador de la Unidad, el Dr. Antonio García López, asegura que el manejo de las lesiones nerviosas exige una especialización porque “su diagnóstico y el dominio de técnicas microquirúrgicas precisan de una experiencia que solo se puede garantizar con una concentración de casos en ciertos centros”.

El tratamiento quirúrgico de los graves traumatismos de los nervios periféricos es un campo dinámico que está en continua evolución así, “los mejores resultados solo se obtienen cuando se aplican las técnicas más punteras en centros especializados”, explica el cirujano.

La parálisis branquial obstétrica es una lesión traumática por tracción del plexo braquial (red de nervios responsable del movimiento de la espalda y el brazo) producida durante el parto. Se estima que el 20% de los niños afectados presentará secuelas neurológicas permanentes, mientras que el 80% recupera sus funciones de manera espontánea. Ese 20% requiere una intervención quirúrgica, bien en fase de reparación inicial o en fase de secuelas. Las primeras se basan en la reconstrucción nerviosa con técnicas microquirúrgicas y se realizan durante los primeros meses de vida, mientras que la cirugía de las secuelas es paliativa y está indiciada más tardíamente.

La práctica de este tipo de intervenciones en el Hospital General Universitario de Alicante, y el reciente reconocimiento del centro como referencia nacional, supone un importante avance para la sanidad pública, así como para los padres cuyos hijos sufren parálisis braquial obstétrica.

Una consulta multidisciplinar
El Dr. García López explica que las lesiones del plexo braquial, por su frecuencia baja y su enorme complejidad, precisan de un enfoque multidisciplinar por lo que, el desarrollo de esta unidad ha creado un entusiasmo tanto en el servicio de traumatología como en otros implicados como radiodiagnóstico, neurofisiología clínica y anestesia pediátrica.

Cabe destacar la participación en la Unidad de Referencia el Servicio de Rehabilitación dirigido por Jose Maria Climent Barberá. La rehabilitación de los lesionados de PBO es esencial para obtener un resultado óptimo. Aunque la mayoría de los niños realizan la fisioterapia en su área, el servicio de rehabilitación del Hospital General ha ganado gran experiencia en la aplicación de técnicas intervencionistas como infiltración de toxina botulínica en los bebes de forma precoz. Esto ha demostrado que mejora los resultados en los niños tanto quirúrgicos como en los no quirúrgicos.

El reconocimiento como Unidad o Centro de Referencia por el Ministerio de Sanidad es un proceso complejo y muy exigente que solo grandes centros como el Hospital General puede conseguir. Se exige una gran experiencia, casuística, formación y docencia, resultados y calidad que sitúan al General como uno de los Hospitales más punteros a nivel Nacional y especialmente en patología del nervio periférico y del Plexo Braquial.