4 de agosto de 2020 4/8/20

Alicante pide a Fomento y Generalitat apoyo en el desarrollo del cinturón industrial de Alicante

Alicante pide a Fomento y Generalitat apoyo en el desarrollo del cinturón industrial de Alicante - (foto 1)
  • El gobierno municipal resalta la necesidad de suelo industrial de calidad en Alicante para atender la fuerte demanda para ampliación y desarrollo de nuevos proyectos empresariales en la ciudad

El Pleno del Ayuntamiento de Alicante ha acordado reclamar apoyo e inversiones de las administraciones central, a través del ministerio de Fomento, y autonómica de la consellería de Política Territorial y Obras Públicas, para avanzar en la planificación y desarrollo del cinturón industrial de Alicante entre el parque empresarial de Aguamarga y el Parque Científico de la Universidad de Alicante. La propuesta presentada por el equipo de gobierno ha salido aprobadapor unanimidad.

La concejala de Empleo y Desarrollo Local, Mari Carmen de España, ha defendido la propuesta. "Con esta declaración institucional instamos a la Generalitat y al Ministerio de Fomento a que doten presupuestariamente partidas para el desarrollo de planes especiales que permitan ampliar suelo industrial de calidad para atender la demanda de implantación y ampliación de proyectos industriales y empresariales en la ciudad ante la fuerte demanda experimentada y para evitar la pérdida de proyectos que acaban instalándose en polígonos de municipios cercanos" ha señalado la edil.

Cinturón industrial

La declaración persigue que desde ambas administraciones superiores se apoye la tramitación de los instrumentos urbanísticos necesarios para la obtención de suelo industrial de calidad para la implantación de nuevos proyectos empresariales, con la plantificación de un cinturón industrial que abarque desde Aguamarga pasando por Las Atalayas hasta el Parque Científico de la UA. Este objetivo contepla la planificación y desarrollo de todo en entorno industrial y empresarial de Alicante que quedaría configurado entre Aguamarga, Las Atalayas, Pla de la Vallonga, área de influencia de Mercalicante, Llano del Espartal, Llano-Florida, Llano-Babel, Rabasa, Parque Científico de la UA, Garrachico y Puerto de Alicante.

Asimismo, se reclama apoyo a la creación y transformación de Entidades de Gestión y Modernización (EGMs) en todas aquellas áreas industriales que sea posible para el fomento de la colaboración público-privada como eje de actuación, contemplado en la Ley 14/2018 de 5 de junio de la Generalitat Valenciana. Y también, comprometer anualmente las inversiones que el Plan de Mejora Integral de las Áreas Industriales requiera ejecutar de forma ordenada y priorizada para obtener el nivel de zonas consolidadas o avanzadas en el mayor número de áreas posibles.

La declaración institucional recoge que este es uno de los objetivos incluidos en el Dictamen de la Comisión para la Recuperación, concretamente las medidas 26 y 93 como apuesta por la mejora integral de las áreas industriales y ampliación de suelo industrial disponible y de calidad en la ciudad de Alicante.

Sin ayudas del IVACE

De la misma forma también se lamenta que el Instituto Valenciano para la Competitividad Empresarial (IVACE) que se haya dejado la convocatoria de esta anualidad sin dotación presupuestaria por la pandemia, al tiempo que se le ha instado a avanzar en la tramitación de proyectos prioritarios, catalogación y mapa de las 11 áreas industriales de la ciudad con más de 7 millones de metros cuadrados o se recuperen las ayudas a la inversión para la modernización de las áreas industriales.

Además se recuerda el esfuerzo y compromiso del Ayuntamiento de Alicante en la modernización de las áreas industriales con inversión que supera el medio millón de euros en 2019 y que se acerca a los 2 millones de euros en 2020, priorizando espacios más consolidados como Las Atalayas, Pla de la Vallonga, Aguamarga, Llano del Espartal o Rabasa, al tiempo que señala que parques empresariales como Las Atalayas ya disponen de proyectos propios para convertirse en 'Ciudad Empresarial' en el horizonte 2030.

Subir