29 de noviembre de 2020 29/11/20

Dolz advierte que el PP reconoce que los datos que ofrece la web municipal sobre calidad de aire no son precisos

  • Los socialistas lamentan que el PP no tenga voluntad de cumplir el Plan Nacional para la Mejora de la Calidad de Aire

La concejala del grupo municipal socialista Isabel Dolz ha advertido hoy que el equipo de Gobierno ha reconocido en una respuesta del pasado pleno de diciembre que los datos que ofrece la página web de AEMET que proporciona mapas de predicción sobre los contaminantes atmosféricos “pierden precisión conforme descienden a nivel local” y “no son válidos para determinar una posible superación de los valores”.

Ante esta respuesta, Dolz ha vuelto a exigir la redacción de un plan de mejora de la calidad del aire que no se “conforme” con el diagnostico de la contaminación atmosférica de Valencia elaborado por el CEAM en el año 2009 por encargo municipal. Igualmente, ha propuesto que la web municipal (www.valencia.es) informe sobre los niveles de contaminación atmosférica en casos de emergencia, de acuerdo con las recomendaciones del Plan Nacional de Mejora de la Calidad del Aire para mejorar el acceso de los ciudadanos a la información sobre la calidad del aire.

A este respecto, ha lamentado la “falta de voluntad política” del Partido Popular para acogerse a planes como el citado, lo que en su opinión, “supone poner en riesgo la salud de los vecinos y vecinas”. “Sin un control exhaustivo de los niveles de contaminación no se pueden adoptar medidas excepcionales cuando sean necesarias como son la limpieza del firme mediante baldeos, o la implantación de reducciones parciales de velocidad”, ha explicado.

Así, en respuesta a la pregunta planteada por el grupo socialista sobre si el Ayuntamiento tenía previsto incluir información sobre la calidad del aire en la web municipal y elaborar boletines diarios sobre previsión a 24 horas, la contestación ha sido “decepcionante”, ha aseverado.

Para la concejala socialista, “la contaminación atmosférica es un problema que afecta a la salud de los habitantes de todas las grandes ciudades, no en balde se producen en nuestro país -según la OMS- 20.000 muertes al año, como consecuencias de la mala calidad del aire que respiramos, lo que requiere de toma de medidas generales y puntuales como las que ya se están adoptando otros ciudades”.

Pero, en su opinión, “no solo se trata de adoptar medidas habituales o excepcionales cuando la situación lo exija, sino también mejorar y simplificar el acceso a la información sobre calidad del aire de la población expuesta, tal como se recoge en le Plan Nacional para la Mejora de la Calidad del Aire, donde se establece la necesidad de disponer de una pagina Web y elaborar boletines diarios sobre previsión a 24 horas de la Calidad del Aire”.

Sin embargo, ha cuestionado que la www.valencia.es “solo disponga de información sobre la calidad del aire de las estaciones de la ciudad de forma periódica”; además, se nutre de la web de la Conselleria de Medio Ambiente que ofrece “los últimos datos horarios registrados hasta el momento de la consulta, pendientes de validación” y de la web de AEMET que, tal y como reconoce el gobierno local en su respuesta, “los mapas son representativos de fenómenos a gran escala y pierden precisión conforme descienden a nivel local”. “No son por tanto válidos –continúa la respuesta- para determinar una posible superación de los valores registrados”.

Dolz ha recordado que el 9 de diciembre fue la última vez que las mediciones de la Red Valenciana de Vigilancia y Control de la Contaminación Acústica, dependiente de la Conselleria de Medio Ambiente, “reflejaron en algunas de las seis estaciones de medición, valores en dióxido de nitrógeno, superiores al límite de 40 microgramos por metro cúbico establecido en la Directiva Europea relativa a la Calidad del Aire Ambiente y a una Atmósfera más Limpia”. En concreto, se trató de las estaciones ubicadas en la Pista de Silla y en Viveros, donde se llegaron a alcanzar a las 9 de la mañana, valores de 118 microgramos por metro cúbico de aire y 103, respectivamente.

De hecho, los socialistas denunciaron que desde el 24 de noviembre de 2013 las estaciones de la Pista de Silla, Bulevard Sud, Politecnic e incluso la situada en los Viveros estaban “superando ampliamente los valores promedio de dióxido de nitrógeno exigidos por la normativa europea y nacional sin que por parte del Ayuntamiento se haya tomado alguna medida al respecto”.

Subir