20 de mayo de 2019 20/5/19

La Diputació revive la memoria de las víctimas valencianas del nazismo

La Diputació revive la memoria de las víctimas valencianas del nazismo - (foto 1)
MÁS FOTOS
La Diputació revive la memoria de las víctimas valencianas del nazismo - (foto 2)
La Diputació revive la memoria de las víctimas valencianas del nazismo - (foto 3)
La Diputació revive la memoria de las víctimas valencianas del nazismo - (foto 4)

La Diputació de València, a través del área de Memoria Histórica, pone a disposición de la ciudadanía la exposición ‘Las víctimas valencianas del Nazismo’. Una muestra inédita de documentos, fotografías y objetos de los 674 valencianos y 3 valencianas que en su exilio por la represión franquista tuvieron que enfrentarse a las consecuencias del terror nazi. El régimen dictatorial español convirtió en apátridas a todos aquellos ciudadanos que quedaron fuera de las fronteras al inicio de la Guerra Mundial y Hitler lo aprovechó para exterminar a los republicanos.

El 8% de los españoles que fueron deportados a campos nazis provenían del territorio valenciano. De estos ciudadanos, venidos principalmente de Valencia y Castellón, fueron exterminados 400, casi un 60% del total y tan solo 252 personas fueron liberadas con vida de los campos de Mauthausen, Buchenwald, Dachau o Ravensbrück. Los deportados y deportadas valencianas fueron reconocidos en Francia por su compromiso innegociable con la democracia europea. Fue el país donde mayoritariamente se instalaron después de salir de los campos nazis y algunos recibieron numerosos reconocimientos.

Si bien, todas las personas deportadas sufrieron las penosas consecuencias de la reclusión, principalmente malnutrición, enfermedades, vejaciones y torturas, las mujeres se enfrentaron a una violencia específica: prostitución, abortos forzados, violencia sexual y experimentación. Además, la maternidad fue un factor clave en la diferenciación con sus compañeros ya que muchas de estas mujeres fueron internadas en los campos junto con sus hijos, lo que las hacía más vulnerables.

La exposición, que puede visitarse hasta el 20 de mayo, muestra también uno de los rasgos que más destacaban en los reclusos valencianos: la disciplina organizativa. El anarquista valenciano César Orquín se convirtió en uno de los personajes más importantes de la historia europea, ya que organizó un comando gracias al cual se salvaron centenares de vidas.

En la muestra, coordinada por Francisco Sanchis Moreno y comisariada por Amalia Rosado Orquín y Carles Senso, han colaborado también organismos como la Universidad de Alicante, el Ayuntamiento de Sueca, y el consulado de Francia en Valencia y Castellón, entre otros. También han aportado materiales y documentos los familiares de Alfonso Ortells, la familia Guinot, la familia Orquín, Aurora Granell, Palmira Gómez y Francisca Pérez Guirado.

Inserción de comentarios desactivada temporalmente

En estos momentos, el sistema de inserción de comentarios está temporalmente desactivada por cuestiones de actualización y mantenimiento.

En breve volverá a estar activo.

Disculpen las molestias.