21 de enero de 2021 21/1/21

Compromís continúa reclamando por vía administrativa la modificación de los estatutos del Consorci d’Aigües de l'Horta

Compromís continúa reclamando por vía administrativa la modificación de los estatutos del Consorci d’Aigües de l'Horta - (foto 1)
  • Reclama una respuesta al recurso de reposición que interpuso contra la decisión de no ejecutar el acuerdo de la Asamblea de 2018 de modificar los estatutos

El pasado 16 de noviembre Compromís registró la solicitud para que el Consorci d’Aigües de l'Horta dicte resolución exprés resolviendo el recurso de reposición que la formación valencianista interpuso en agosto, y en caso negativo, expida el certificado de silencio para que, a la vista de su contenido, Compromís pueda ejercer las acciones que considere oportunas.

Recordar que en la asamblea del Consorci celebrada en junio, donde el PSOE tiene ahora mayoría absoluta, se acordó anular el acuerdo de modificación de estatutos que tomó la asamblea de diciembre de 2018 prácticamente por unanimidad, incluyendo los representantes del PSPV-PSOE (excepto el de Xirivella, que se abstuvo).

Según argumenta el recurso de reposición, el acuerdo de la asamblea de junio es nulo de pleno derecho: «En la asamblea de 2018 se acordó poner en marcha el mecanismo administrativo formal destinado a aprobar la modificación estatutaria que había promovido Compromís. Esto tendría que haber obligado a seguir el marco legal y procedimental del Estatuto del Consorci. No hacerlo, como en toda actuación sujeta a derecho administrativo, puede comportar un vicio de legalidad en la citada actuación.»

Además, el recurso de reposición argumenta que la decisión de la presidencia del Consorci de no dar curso al acuerdo de la asamblea de 2018 es completamente arbitraria. La presidencia tendría que haber trasladado el acuerdo de modificación de los estatutos a los entes consorciados para su aprobación mediante acuerdo plenario y someterlo a información pública. Es por eso que Salvador Masaroca, alcalde de Beniparrell y uno de los tres representantes de Compromís en el Consorci, dice: «El señor presidente actúa de manera caciquil con el aval del resto de ayuntamientos del PSPV-PSOE.»    

En lugar de eso, es decir, en vez de seguir el trámite administrativo legal, lo que ha hecho la presidencia ha sido demorar un año y medio la modificación de los Estatutos, esperar hasta que pasaran las elecciones locales que han dado lugar a una modificación de la composición del Consorci y convocar una asamblea con una nueva mayoría más propicia a los intereses de la presidencia… y de Agbar, la multinacional que controla el 49% del accionariado de la empresa concesionaria. Como ironiza Xavier Rius, diputado provincial y representante por Picanya: «La agosticidad y el oscurantismo no pueden ser signo de identidad de las formas de gestión actuales.»

Porque ese es el fondo de la cuestión: los estatutos actuales están obsoletos y permitieron, con un juego de equilibrismo legal, que la presidencia prorrogara el contrato de gestión del agua, sin licitación y por diez años, con una empresa participada por el Ayuntamiento de Torrent, pero que, de hecho, controla la multinacional.

«La actuación del presidente del Consorci, Josep Almenar, del PSOE, es tan grave (tratar de invalidar una acta de la asamblea que no le gustaba) que probablemente tiene consecuencias jurídicas que no podemos pasar por alto. No podemos confiar en la “buena voluntad” del PSOE, que en este tema ya ha dejado muy claro cuáles son sus objetivos: mantener la gestión externalizada de la agua», explica Ricard Barberà, exalcalde de Xirivella y representante de Compromís en la Asamblea de Consorci. «Xirivella y el resto de municipios del Consorci de Aigües de l'Horta nos jugamos mucho: la buena gestión de un servicio esencial y la posibilidad de recuperar la gestión pública del suministro de agua», concluye Barberà.

Subir