26 de noviembre de 2020 26/11/20

Xàbia busca el apoyo de la Generalitat para su proyecto en el faro del Cap de Sant Antoni

Xàbia busca el apoyo de la Generalitat para su proyecto en el faro del Cap de Sant Antoni - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    Xàbia busca el apoyo de la Generalitat para su proyecto en el faro del Cap de Sant Antoni - (foto 2)
    Xàbia busca el apoyo de la Generalitat para su proyecto en el faro del Cap de Sant Antoni - (foto 3)

    El alcalde de Xàbia, José Chulvi, ha mantenido hoy una reunión con la secretaria autonómica de Emergencia Climática  y Transición Ecológica, Paula Tuzón, para exponerle el proyecto del Ayuntamiento para rehabilitar y dar uso público al faro del Cap de Sant Antoni.

    El municipio quiere convertir este inmueble histórico y cerrado en un espacio accesible para todos en el que se den la mano la divulgación científica y el disfrute del entorno. La propuesta es que sea un centro de interpretación de la Reserva Marina del Cap de Sant Antoni.

    Por el momento, el Ayuntamiento tiene listo un anteproyecto para la rehabilitación y está pendiente de firmar la cesión definitiva del edificio con la Autoridad Portuaria de Alicante. No obstante, el alcalde ha querido detallar todo los pasos que se están dando a la Conselleria d'Agricultura, Desenvolupament Rural, Emergència Climàtica i Transició Ecològica, uno de los organismos principales en la gestión del Parque Natural del Montgó. “Es importante que la administración de quien depende la gestión del parque y de la Reserva marina conociera el proyecto y nos mostrara su aprobación y apoyo” ha explicado el primer edil.

    Tras una reunión en la que también han participado los concejales de Medio Ambiente, Toni Miragall, y de Subvenciones, Montse Villaverde, así como el director del PN del Montgó, Joseba Rodríguez, los responsables públicos han visitado las instalaciones del faro para conocer sus posibilidades y viendo in situ las sugerencias que ya marca el anteproyecto: desde  la intervención en el exterior para crear una especie de plaza de recepción de visitantes, un jardín botánico con las plantas del Montgó y un circuito que rodee el faro y permita disfrutar de las espectaculares vistas a los acantilados.

    Y el interior de los dos edificios que componen el recinto, el que alberga el faro y las antiguas viviendas de los fareros (360 metros cuadrados) que se ha diseñado como espacio museístico y de divulgación, con un circuito de salas para albergar las exposiciones permanentes, temporales y proyecciones.

    Desde la dirección general de Emergencia Climática han mostrado su apoyo al Consistorio en este proyecto, tanto a nivel administrativo como en la búsqueda de financiación.

    Subir