1 de marzo de 2021 1/3/21

La Filmoteca y Cruz Roja organizan el ciclo “Refugiados en la pantalla” para promover la solidaridad con las personas refugiadas

La Filmoteca y Cruz Roja organizan el ciclo “Refugiados en la pantalla” para promover la solidaridad con las personas refugiadas - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    La Filmoteca y Cruz Roja organizan el ciclo “Refugiados en la pantalla” para promover la solidaridad con las personas refugiadas - (foto 2)
    La Filmoteca y Cruz Roja organizan el ciclo “Refugiados en la pantalla” para promover la solidaridad con las personas refugiadas - (foto 3)

    Cruz Roja Española y la Filmoteca han presentado hoy el ciclo “Refugiados en la pantalla. Abrir los ojos, abrir las puertas”, que se inicia el próximo martes 19 de abril con la proyección del documental “No existimos” (2015) de Ana Solano. El ciclo se compone de cinco películas producidas en los últimos años: dos largometrajes de ficción y tres documentales, que se podrán contemplar en la sala de la Filmoteca en diferentes pases hasta el 1 de mayo.

    Con motivo de la actual crisis de refugiados en Europa, el ciclo de cine, organizado por Cruz Roja Española y la Filmoteca, pretende promover la empatía con las personas migrantes en situación de vulnerabilidad, y una llamada a su protección como una cuestión de responsabilidad colectiva. Así lo han expresado en el acto de presentación el responsable de Programación de la Filmoteca, José Antonio Hurtado, y el vicepresidente provincial de Cruz Roja en Valencia, Carlos Ortega.

    Cruz Roja Española enmarca esta selección de películas en sus actividades de sensibilización para promover la solidaridad hacia las personas que sufren migraciones forzosas. Entre ellas, destacan la campaña “Proteger la humanidad – Acabar con la indiferencia” de la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja. También en Valencia se lleva a cabo el proyecto “La nostra ciutat, el teu refugi” de sensibilización, mediación y apoyo a personas refugiadas con ACCEM y CEAR, gracias al apoyo del Ayuntamiento de Valencia.

    Refuerzo de la intervención en Grecia

    En cuanto a la intervención, en estos momentos Cruz Roja Española está reforzando su intervención en la región de Ática (Grecia), donde ha desplegado delegados de Emergencia de Salud para apoyar a la Cruz Roja Griega en su atención a las personas refugiadas y migrantes en el puerto del Pireo y en el campo de Ritsona. El objetivo es facilitar cuidados preventivos y curativos de salud de acuerdo a las indicaciones del Ministerio de Salud Griego y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

    Hasta el momento los distintos equipos de Salud desplegados por Cruz Roja Española ya han atendido a más de 17.200 personas refugiadas y migrantes en Grecia. En este sentido, durante la presentación del ciclo de cine la voluntaria valenciana y delegada de la Institución en Grecia hace unos meses, Laura López, ha participado en el acto con su testimonio.

    La Cruz Roja y Media Luna Roja de 28 países está respondiendo a la crisis con más de 96.000 miembros, entre voluntariado y trabajadores. Hasta el momento han atendido a más de 625.000 personas, fundamentalmente en materia de salud, distribución de productos de primera necesidad y de abrigo y localización de personas.

    La Comunidad Valenciana lleva ayudando desde 2012 a más de 45.800 personas víctimas del conflicto en Oriente Próximo a través de 8 envíos de ayuda humanitaria tanto a Siria, como a países limítrofes como Jordania y Líbano, así como Serbia, gestionados desde el Centro Logístico de Emergencias Internacionales que la Cruz Roja Española tiene ubicado en la localidad castellonense de Cabanes con financiación de la Generalitat Valenciana.

    Programa de Asilo de Cruz Roja Española

    En el ámbito nacional, el programa de Asilo de Cruz Roja Española cuenta con 536 plazas de acogida en 17 provincias, lo que significa que se han triplicado el número de plazas en los últimos meses. También en Valencia este proyecto, en coordinación con el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, se ha visto ampliado en los últimos meses.

    La labor de traducción e interpretación de las personas refugiadas resulta esencial. Así lo ha explicado la refugiada y voluntaria del programa de Inmigrantes y Refugiados, Khadizhat Alikhmaev, que ha contado su experiencia durante la presentación.

    Películas del ciclo de cine

    El ciclo está compuesto por cinco películas producidas en los últimos años. Dos de ellas son largometrajes de ficción: la canadiense Profesor Lazhar (2001) de Philippe Falardeau, conmovedora historia de un refugiado argelino contratado como profesor sustituto en un colegio de Montreal; y la francesa Dheepan (2015) de Jacques Audiard, ganadora de la Palma de Oro en la última edición del Festival de Cannes, que narra con precisión el angustioso proceso de adaptación de los refugiados en un país desconocido que les acoge con hostilidad.

    La selección se completa con tres documentales. “Las lágrimas de África” y “No existimos” están dirigidos por dos cineastas españolas. En el primero, Amparo Climent muestra la situación de desamparo de los inmigrantes subsaharianos que intentan llegar a Europa; “No existimos”, por su parte, se aproxima a la realidad de las mujeres refugiadas, doblemente discriminadas, por su origen y por su género. Por último, “La sal de la Tierra” (2014) es la película que Wenders ha dedicado al gran fotógrafo Sebastião Salgado y a sus potentes imágenes, que documentan dramas sociales y humanos de finales del siglo XX, como las crisis de refugiados que recogió en su libro Éxodos.

     

    Subir