28 de septiembre de 2020 28/9/20

La Biblioteca Valenciana recibe una gran afluencia de público en la jornada de puertas abiertas

La Biblioteca Valenciana recibe una gran afluencia de público en la jornada de puertas abiertas - (foto 1)

    Centenares de personas han acudido a la Jornada de Puertas Abiertas de la Biblioteca Valenciana Nicolau Primitiu que se ha iniciado a las 9.30 horas con la entrada del rayo de sol que, como cada 29 de septiembre, se filtra por las ventanas del Monasterio de San Miguel de los Reyes hasta la cripta y que ilumina el lugar donde reposan los restos de Germana de Foix.

    La directora general de Cultura y Patrimonio, Carmen Amoraga, ha recibido a los primeros visitantes, que tras visitar la cripta han podido conocer las instalaciones de la Biblioteca Valenciana que habitualmente están cerradas al público. Desde las salas de consulta hasta los depósitos que almacenan los fondos documentales, pasando por las diferentes secciones: fondo antiguo, fondo gráfico, archivos personales, fondo moderno, hemeroteca, depósito legal. Los trabajadores explicarán el trabajo que realiza la Biblioteca para conservar los documentos.

    Desde 2000, el Monasterio de San Miguel de los Reyes es la sede de la Biblioteca Valenciana Nicolau Primitiu y alberga más de un millón de documentos de autores valencianos y obras producidas en la Comunidad Valenciana o de temática relacionada con la cultura valenciana.

    Los visitantes han disfrutado de la belleza arquitectónica del Monasterio de San Miguel de los Reyes, que sirvió de morada en el siglo XVI a los virreyes de València, Germana de Foix y el duque de Calabria, Fernando de Aragón, y a lo largo de su historia ha tenido diferentes usos como almacén y fábrica de abonos y, a partir de 1869, se convirtió en un presidio para delincuentes y presos políticos.

    También están abiertas las exposiciones 'Miguel Hernández. 75 años', que muestra documentos de la obra del poeta de Orihuela, 'En tiempos de guerra: prensa e información', en la Sala Capitular del Monasterio, y 'D'Atzur y Oro. El silencio de los ángeles', donde se exhiben las réplicas de los instrumentos medievales que los ángeles músicos tocaban en la bóveda de la catedral de València.

    Subir