19 de febrero de 2020 19/2/20

Vivienda informa a los ayuntamientos de Alicante de los mecanismo para adherirse a las ayudas para paliar la pobreza energética

    El director general de Vivienda, Rehabilitación y Regeneración Urbana, Alberto Sanchis, ha informado a representantes de municipios de la provincia de Alicante, de los mecanismos para adherirse al plan para paliar la pobreza energética y a las ayudas para el pago del alquiler para personas en situación de exclusión social que ha puesto en marcha la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio y que cuenta con una dotación de 5,9 millones de euros.

    En su intervención en una jornada organizada por la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP), el director general ha animado a los ayuntamientos a que colaboren para que estas ayudas lleguen al máximo número de personas y ha recordado que es necesaria la participación de los ayuntamientos porque "son los servicios sociales los que más conocen la realidad de sus vecinos". Hasta este momento, unos 212 municipios de la Comunitat se han adherido a este plan contra la pobreza energética que, como ha recordado Sanchis, ha puesto "por primera vez la Generalitat en marcha".

    Medidas contra la pobreza energética
    A través de las entidades locales, la conselleria puede conceder ayudas a aquellos hogares cuyo nivel de renta no pueda hacer frente al pago de los suministros de agua, luz o gas y evitar su corte con las graves consecuencias que esto supone para las familias afectadas. Con este objetivo, la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio ha firmado también acuerdos de colaboración con ENDESA, Gas Natural Fenosa e Iberdrola.

    Las ayudas para evitar la pobreza energética será en los casos de corte de suministro eléctrico o de gas de 75 euros por recibo mensual y hasta un máximo de 300 euros por consumidor y año, y en caso de corte de agua potable, hasta 15 euros por recibo mensual y un máximo de 60 euros por consumidor y año. Asimismo podrán ser objeto de ayudas los costes ocasionados para restablecer los suministros en el caso de que se haya producido su corte.

    Las ayudas se tramitan a través de los servicios sociales municipales
    Los destinatarios de la subvención son los municipios de la Comunitat Valenciana. De esta forma, cuando los servicios sociales de los ayuntamientos adheridos detecten el caso de una persona o familia en situación de vulnerabilidad, con serias dificultades para el pago del suministro de electricidad o de gas, o que ya se ha producido la suspensión del suministro, realizarán una valoración para determinar si pueden ser beneficiarios de la ayuda.

    Si reúne los requisitos, los servicios sociales lo pondrán en conocimiento de las empresas suministradoras y de la Conselleria y se paralizará el procedimiento de suspensión del suministro mientras se gestiona el pago de las facturas adeudadas.

    Inmediato restablecimiento del servicio
    Por su parte, la empresa suministradora solicitará de modo inmediato el restablecimiento del suministro. Asimismo no volverán a solicitar la suspensión del suministro mientras se gestiona la concesión de las ayudas. Tampoco exigirán el pago de ningún tipo de intereses.

    El Ayuntamiento pagará directamente a la empresa el importe total de la deuda y si se ha restablecido el suministro, los derechos de reconexión. Además, comunicará el pago de la deuda a la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio quién tramitará el pago al Consistorio de las cantidades que éste haya abonado.

    Los ayuntamientos de la Comunitat que se quieran adherir a estos acuerdos deberá hacerlo por vía telemática en la página web de la conselleria, www.citma.gva.es, sección: "Plan contra la pobreza energética", donde también se encuentra toda la información necesaria y donde se deberá presentar las solicitudes. Además, también está a disposición de los ayuntamientos y de los ciudadanos el teléfono de información 012 donde se atenderán todas las dudas al respecto.

    Ayudas para el alquiler social
    En cuanto a las ayudas para el alquiler social, que también se tramitan a través de los servicios sociales de los Ayuntamientos, la cuantía será de hasta 100 euros mensuales durante un periodo máximo de un año, y en ningún caso podrá superar el importe de la renta.

    De estas ayudas para el alquiler y el suministro energético, se podrán beneficiar las personas y unidades familiares y de convivencia cuyos ingresos sean inferiores a 1,5 IPREM o con ingresos inferiores a 2 IPREM si tienen reconocida alguna discapacidad o se encuentre en situación de dependencia.

    En el caso de alquileres, además, previamente deben haber sido objeto de un procedimiento de desahucio, ejecución hipotecaria o dación en pago, y deben tener un alquiler al que no pueden hacer frente. Este alquiler debe ser el que le ha ofrecido el banco, ayuntamiento o cualquier entidad pública y si se trata de con un particular, no superar los 250 euros al mes

    Subir