28 de febrero de 2020 28/2/20

La Guardia Civil detiene a 15 personas por delito de defraudación de fluido eléctrico en las provincias de Alicante y Murcia

  • Uno de los detenidos se hacía pasar por técnico de la empresa suministradora y ofrecía a particulares y empresa un sistema que permitía ahorrar en el consumo eléctrico

  • Aspe, Novelda, Crevillente, Alicante y Lorca (Murcia) fueron algunas de las localidades donde actuó

  • A esta persona se le imputa, además del delito de defraudación de fluido eléctrico como a las otras 14, el de estafa

La Guardia Civil ha detenido a 15 personas como presuntas autoras del delito de defraudación de fluido eléctrico, y a una ellas además por otro de estafa, en las localidades alicantinas de Aspe, Novelda, Crevillente y Alicante, y en la murciana de Lorca.

Los hechos se remontan a principios del pasado mes de febrero cuando la Guardia Civil tiene conocimiento de que la empresa suministradora de electricidad había comenzado a detectar unos niveles de consumo un tanto irregulares en algunos consumidores, siendo éstos tanto particulares como empresas.

Ante estos, los investigadores comienzan a trabajar y, tras el análisis de cuanta información iban recopilando, unido a las intensas gestiones practicadas, logran identificar a una persona que se hacía pasar por técnico de una empresa eléctrica suministradora y ofrecía a particulares y empresas un sistema que, una vez instalado en los contadores, permitía un importante ahorro en el consumo eléctrico. Todo ello previo pago de una cierta cantidad de dinero.

Indicar que el “sistema” ofrecido consistía en la manipulación del contador para que éste no registrara el consumo real realizado.

Una vez conocido el origen del problema, únicamente quedaba que localizar a este hombre y proceder a su detención, como así ocurrió el pasado día 14 de marzo en la localidad alicantina de Novelda, y al que se le imputó la presunta comisión de los delitos de estafa y defraudación de fluido eléctrico. Éste responde a las señas identificativas de J.MS.R., español y de 39 años de edad.

Continuando con las investigaciones, la Guardia Civil detuvo también a otras 14 personas, entre particulares y responsables de empresas, como presuntos autores de un delito de defraudación de fluido eléctrico por haber hecho uso de este fraudulento sistema.

Se calcula que el montante económico aproximado de lo defraudado a la empresa suministradora podría superar los 500.000 euros.

La operación continúa abierta por lo que no descartan nuevas detenciones.

Todos los detenidos, en unión de las diligencias instruidas, pasaron a disposición de la Autoridad Judicial.

Recomendación:

Al hilo de lo sucedido, la Guardia Civil quiere recomendar a la ciudadanía en general, pero especialmente a las personas mayores y que viven solas que, ante la llegada a su domicilio de personas que dice pertenecer a alguna empresa suministradora de cualquier servicio, ya sea gas, electricidad, teléfono, o cualquier otro, adopten todas medidas de precaución posibles, identificándolas de manera efectiva, y si fuera preciso hasta llamar a la propia empresa en presencia de éstos. Actuando de esa forma probablemente se evitarían situaciones como las ahora ocurridas.

Subir