8 de marzo de 2021 8/3/21

Ribera recuerda la importancia de minimizar riesgos y reduce de nuevo el acompañamiento en sus hospitales de Torrevieja y Vinalopó

Ribera recuerda la importancia de minimizar riesgos y reduce de nuevo el acompañamiento en sus hospitales de Torrevieja y Vinalopó - (foto 1)
  • En circunstancias normales, en un centro sanitario circularían a diario más de 2.500 personas entre ciudadanos que acuden a consultas y servicios, pacientes ingresados y acompañantes

  • La situación epidemiológica obliga a tomar medidas de nuevo para garantizar la seguridad de usuarios y profesionales

  • Torrevieja y Vinalopó reducen el acompañamiento a los casos de menores, embarazadas y personas dependientes para tratar de contener los contagios

MÁS FOTOS
Ribera recuerda la importancia de minimizar riesgos y reduce de nuevo el acompañamiento en sus hospitales de Torrevieja y Vinalopó - (foto 2)

La situación epidemiológica actual provocada por el aumento de incidencia por patología Covid19 obliga a tomar nuevas medidas relacionadas con el acompañamiento en centros sanitarios. El grupo sanitario Ribera recuerda a la población la importancia de minimizar riesgos y reduce el acompañamiento en sus departamentos de salud de Torrevieja y Vinalopó, a excepción de embarazadas, menores, personas con diversidad funcional, en estado de vulnerabilidad o final de vida. Una medida adoptada siguiendo las recomendaciones sanitarias y con el objetivo de garantizar el nivel máximo de seguridad tanto de pacientes como profesionales.

En circunstancias normales, en los centros sanitarios circulan a diario más de 2.500 personas entre pacientes que acuden a consultas externas, pruebas diagnósticas u otros servicios, pacientes ingresados y acompañantes o visitas. Si bien es cierto que desde que se decretó el primer Estado de Alarma los centros sanitarios han ido modificando el protocolo y normas de acompañamiento, las circunstancias actuales obligan a recordar la necesidad del cumplimiento de las normas para minimizar contagios  y garantizar la distancia social.

Es obligatorio respetar en todo momento la distancia de seguridad interpersonal de 1,5 metros, tanto en las salas de espera como en los mostradores o las consultas. La mayoría de estos espacios cuentan con señalización que establece las distancias de seguridad, incluidos los asientos que pueden utilizarse en las salas de espera teniendo en cuenta la separación entre pacientes. Además, se ha distribuido cartelería para informar sobre las normas de uso de ascensores y aseos.

Desde los departamento recuerdan que “entendemos el malestar que estas medidas puedan producir entre la ciudadanía, pero debemos ser responsables en este momento de la pandemia en el que la transmisión comunitaria no está controlada. Como sanitarios, nuestra responsabilidad será la de cuidar de los pacientes todavía más, en un momento en el que sabemos que no pueden estar acompañados y tratar de conseguir que su estancia en el centro sea lo más segura posible”.

 

Subir