23 de noviembre de 2020 23/11/20

Información sobre el temporal en Cullera

    La situación en Cullera, pasado el mediodía, es de normalidad después de las fuertes precipitaciones acompañadas de granizo que se han registrado a primeras horas de esta mañana.

    Esta circunstancia ha obligado a la suspensión de las clases después de que la concejalía de Educación, que mantenía conversaciones con los centros educativos desde las 6 de la mañana, haya considerado oportuno hacerlo alrededor de las 07:30 h de acuerdo con la comunidad educativa y aconsejada por la Policía Local para prevenir cualquier tipo de peligro para los escolares y dado que muchas de las calles de la población estaban llenas de agua y hielo y que la situación se había agravado respecto a la noche anterior, cuando ya se valoró esta posibilidad.

    Ayer se decidió por la tarde suspender la I Jornada Autonómica de Centros de FPA prevista en el Auditorio Municipal ante la posibilidad que muchos de los asistentes, procedentes de toda la Comunitat Valenciana, no pudieran salir de sus poblaciones.

    Anoche también se cerraron al tráfico los caminos del Marenyet y l'Escollera por el fuerte temporal marítimo que, unido a la crecida del río, aconsejaban tomar esta medida. El resto de carreteras están abiertas a la circulación a estas horas.

    También ayer por la tarde se decidió cerrar las instalaciones deportivas municipales por precaución.

    Debido al fuerte viento, se han producido numerosas caídas de árboles y otros elementos del mobiliario urbano como por ejemplo planchas o cubiertas. Los servicios municipales trabajan para retirar el arbolado y devolver la normalidad a las zonas afectadas.

    Las fuertes lluvias han causado problemas en numerosos edificios municipales como por ejemplo el Mercado donde ha habido problemas con las cañerías debido a la granizada.

    El río Júcar baja crecido, pero no hay ningún peligro de desbordamiento.

    Por otro lado, en la circulación se ha registrado alguna incidencia aislada como la salida de la vía de un camión que ha intentado circular por el camino rural del Molí Cremat (Raconà), estrecho y no apto para este tipo de vehículos. Según ha explicado el conductor, se ha debido a una equivocación del GPS.

    Subir