12 de agosto de 2020 12/8/20

Compromís per Vila-real solicita al Ayuntamiento que ofrezca espacios municipales a los centros educativos para garantizar el distanciamiento social en el próximo curso escolar

    El Grupo Municipal de Compromís per Vila-real ha presentado una nueva moción al pleno del próximo martes en la que solicita al Ayuntamiento que ofrezca a la Conselleria de Educación su colaboración, liberando espacios para asegurar los recursos necesarios a los centros educativos que lo necesiten para mantener las distancias entre el alumnado en el nuevo curso.

    “Se trata de garantizar la igualdad de oportunidades a todo el estudiantado para que puedan seguir con las clases presenciales mientras sea posible en todo el horario escolar”, explica el portavoz adjunto, Santi Cortells.

    Asimismo, destaca la importancia de que tanto el Ayuntamiento como la Conselleria de Educación colaboren activamente, “ya que es una situación tan imprevisible que todos debemos comportarnos de manera responsable y ello repercutirá en un verdadero beneficio para nuestros vecinos y vecinas”.

    Tras la publicación, por parte de la Conselleria de las Instrucciones para la organización y funcionamiento de los centros de educación infantil de segundo ciclo y primaria durante el curso 2020-21, y dentro del contexto de la crisis sanitaria por el Covid-19, hay que destacar, además de los grupos burbuja, el distanciamiento social de 1,5 metros por alumno, para cumplir con la normativa sanitaria exigida por la Conselleria de Sanidad y del Ministerio.

    “Estas exigencias de distanciamiento social han provocado que se deban adaptar los espacios existentes y formar los grupos de alumnado bajo criterios sanitarios”, explica Cortells, quien indica que “ello ha generado necesidades sobrevenidas en nuestra ciudad, ya que hay centros que por sus características podrán garantizar la presencia todos los días de todo su alumnado, mientras que otros se verán obligados a realizar turnos de asistencia presencial, lo que provoca una discriminación de aquellas y aquellos alumnos matriculados en estos centros educativos, privándolos de la igualdad de oportunidades”. El edil señala que “distintos equipos directivos y docentes se han puesto en contacto con nosotros para solicitar que el Ayuntamiento ceda espacios para mantener las distancias sociales y que no se excuse en que todo es competencia de Conselleria, ya que ambas administraciones deberían ser capaces de trabajar conjuntamente para mejorar nuestro derecho a la educación pública”. “El conceller, Vicent Marzà, a pesar de la infrafinanciación a la que el PSOE ya quiere hacer acostumbrarse a los valencianos, ha hecho un esfuerzo titánico para que nuestro alumnado padezca el menor de los perjuicios por esta pandemia y puedan retomar con todas las garantías sanitarias la normalidad en el curso 2020/21, aprobando una batería de medidas económicas sin equiparación conocida”, apunta.

    “De hecho, el BOP publicaba el martes 22 de julio que el País Valencià recibirá solamente 459 millones del Fondo Covid-19, mientras autonomías como Catalunya recibirán 1.246.525,83, es decir, casi el triple”, explica, “a pesar de todo, es bien conocido que, de no ser por el esfuerzo de Compromís, condicionando al Gobierno de Pedro Sánchez, seguramente no habríamos recibido ni la cuarta parte, como por desgracia suelen hacer los diferentes gobiernos centrales con nuestro territorio”.

    A todo esto hay que sumar las medidas aprobadas por la Conselleria que dirige Marzà en materia de Educación, como becas de comedor, ayudas a entidades locales para la realización de actividades extraescolares y ayudas para garantizar los medios digitales a todos los alumnos a los que les haga falta para mantener las clases en línea obligadas por el Estado de Alarma a partir de marzo, garantizando así la finalización del curso 2019-20 de todo el alumnado valenciano. “Esperamos contar con el apoyo de todos los grupos políticos que quieren lo mejor para su ciudad y sus estudiantes”, concluye.

    Subir