22 de febrero de 2020 22/2/20

Presentan más de 580 firmas en Santa Pola en contra del Decreto de Plurilingüismo

    Un grupo de madres ha entregado, esta mañana en el Ayuntamiento de Santa Pola, más de 580 firmas que han recogido durante esta semana. Con este acto pretenden paralizar el Decreto de Plurilingüismo aprobado por la Generalitat Valenciana, con el fin de que no se elimine la línea castellana de los centros educativos de la localidad marinera. Las firmas se entregarán a la alcaldesa de Santa Pola, Yolanda Seva; a la Dirección Territorial de Educación de Alicante y al propio Conseller de Educación, Vicent  Marzà.

    En un principio la recogida de firmas se iba a centrar en los colegios y guarderías de la zona, pero muchos ciudadanos se han querido sumar a esta campaña mostrando su disconformidad con que se elimine la línea de castellano de los colegios. Incluso muchos comercios de la localidad cuentan con hojas de firmas para que cualquier ciudadano pueda firmar en contra de este Decreto que les parece injusto.

    Resaltan que no están en contra de que sus hijos aprendan el valenciano, pero que no están dispuestos a que se les imponga un modelo educativo que no han elegido. También resaltan que les están chantajeando con el inglés y no entienden que los alumnos obtengan títulos diferentes por decidir que sus hijos estudien castellano.

    Afirman que dicho Decreto vulnera gravemente el derecho de toda madre o padre para elegir el idioma en el que desea que sus hijos e hijas reciban la educación,  imponiendo uno de los idiomas oficiales de la Comunidad Valenciana (el valenciano) en detrimento del otro idioma oficial (el castellano).

    Consideran que el Decreto va en contra tanto de la Constitución Española como del propio Estatuto de Autonomía de la Comunidad Valenciana por lo que solicitan al Consell su inmediata retirada, dando paso a un gran pacto por la educación en la Comunidad Valenciana, dando voz y voto a las madres y padres y a la comunidad educativa en general en cuanto al idioma en el que sus hijas e hijos deben recibir la educación.

    Con esta acción pretenden paralizar el Decreto y que se mantengan las dos líneas en los colegios para que cada padre pueda elegir libremente la educación que quiere para sus hijos. Continuarán con la recogida de firmas durante la semana que viene.

     

     

     

     

    Subir