28 de noviembre de 2020 28/11/20

Cullera alerta sobre el 'meninfotisme' ante el consumo de alcohol entre menores

    'Bienvenidos a Mensinfot. El lugar donde todas las excusas valen'. Así comienza la campaña lanzada por la Unidad de Prevención Comunitaria de Conductas Adictivas (UPCCA) del Ayuntamiento de Cullera en la que se alerta del 'pasotismo' de los adultos ante el problema del consumo de alcohol entre menores.

    La acción de sensibilización coincide con la celebración este 15 de noviembre del Día Mundial Sin Alcohol para el que se han preparado diversas acciones de concienciación entre la comunidad escolar del municipio así como otras dirigidas a los padres, madres y adultos en general.

    Y es que desde la UPCCA consideran que además de la prevención entre menores es necesario poner el foco en aquellos adultos que «con excusas inexcusables hacen la vista gorda o intentan justificar el consumo de alcohol rehuyendo de su responsabilidad de alertar sobre estos casos y, en su caso, denunciarlos», en palabras de la edila responsable del área, Francesca Ortiz.

    A tal efecto, la UPCCA ha creado un lugar ficticio llamado 'Mesinfot', en alusión al popularmente denominado 'meninfotisme', un sitio donde caben todas las excusas para justificar lo injustificable.

    «Muchas veces hay adultos que presencian el botellón o el consumo de alcohol entre menores en lugares públicos y tratan de excusarlo con frases como 'eso es normal', 'son cosas de la edad' o 'si no lo hacen ahora cuándo lo van a hacer», denuncia la concejala de Drogodependencias.

    A ellos va dirigida una campaña que trata de remover su conciencia. «Hay que dejarse de excusas para calmar nuestra conciencia; debemos ejercer nuestra responsabilidad como adultos, alertando a las autoridades y a los propios menores de lo perjudicial de estas conductas», demanda Ortiz. «Beber alcohol a los 13 años no es ni normal ni gracioso porque se puede estar creando un futuro alcohólico con el beneplácito social», avisa la edila.

    En ese sentido, desde la UPPCA recuerdan que la ingesta de alcohol, aparte de los impactantes efectos en la conducción y de víctimas por los accidentes, conlleva suicidios, vandalismo, violencia, peleas, divorcios y separaciones, incidencia negativa en la educación de los hijos y su rendimiento escolar, así como el alto coste de tratamiento y rehabilitación de todas estas personas.

    Ademas, aunque los costes laborales asociados a la ingesta de alcohol también son difíciles de cuantificar, son significativos, ya que en el 35 % de los accidentes laborales está presente el alcohol.

    «Queremos creer que eso ocurre sólo a ciertas personas, pero si miramos con detenimiento, los daños producidos por el alcohol afectan a una gran cantidad de gente, de uno y otro sexo, en nuestra sociedad, aunque solo una pequeña parte de ella estén identificados, o se reconocen, como alcohólicos/as», apunta Lola Alapont, técnica de la UPCCA de Cullera.

    Actividades

    Desde la Unidad de Prevención se pretende, aprovechando el día internacional, fomentar la participación de los centros educativos con el objetivo de sensibilizar ante una problemática que afecta no sólo a gran parte de nuestra sociedad adulta sino también y cada vez más, a población joven.

    Por ello se han iniciado talleres preventivos al inicio de alcohol en alumnado de 6º de Primaria, así como los talleres preventivos que se desarrollan en los cursos de 1º a 4º ESO y Ciclos Formativos.

    Por otro lado, se realizará conjuntamente con la Oficina de integración y la Oficina de Igualdad la representación de una obra de teatro dirigida a alumnado de Primaria, en la que se reflejarán aspectos de prevención de consumo de tóxicos, igualdad de género y otros valores positivos

    Se ha propuesto, además, el visionado y debate sobre un película; esta vez la elegida ha sido 'Campeones', que induce a la reflexión sobre el consumo de alcohol, sus consecuencias, además de tratar otros aspectos como el respecto, la integración, la responsabilidad.

    «Se trata finalmente de inducir a la reflexión sobre una droga inmersa y muy aceptada en nuestra sociedad, aunque no por ello menos dañina», concluye Alapont.

    Subir