3 de marzo de 2021 3/3/21

Sixto Malato considera que uno de los principales retos en depuración de aguas está en los contaminantes emergentes

    El director de la Plataforma Solar almeriense del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), Sixto Malato, ha indicado que los contaminantes emergentes, aquellos derivados de los antisépticos, las hormonas, los aditivos industriales, los detergentes, los artículos de cuidado e higiene personal o los nanomateriales, se han convertido en uno de los principales retos en el campo de la depuración de aguas porque «todavía no conocemos que cantidades se acumulan en la naturaleza».

    Durante su intervención en la primera jornada técnica sobre procesos de oxidación avanzada aplicados al ciclo integral del agua, organizada por la Cátedra FACSA de Innovación del Ciclo Integral del agua de la UJI, el premio Jaime I 2011 de Protección Medioambiental ha explicado que mediante los procesos de oxidación del agua (POAs) con fotocatálisis que se realizan por ejemplo, en la Unidad de tratamientos solares de agua en Almería, se puede evaluar este tipo de contaminantes y conocer más sobre los mismos y sus posibilidades de limpieza.

    Malato ha explicado a la audiencia algunos de los procesos que se realizan en la provincia andaluza, como el reciclaje de envases que contienen los plaguicidas usados en los invernaderos, y del agua resultante de este reciclaje y ha indicado que en los últimos 20 años la cifra de artículos publicados sobre fotocatálisis ha pasado de 500 a 8.000 anuales, pero que la investigación «tiene que materializarse en patentes y productos comercializados».

    La primera parte de la jornada ha sido dedicada a una introducción a los POAs y los avances en las diferentes líneas de investigación que las universidades están desarrollando para su aplicación al tratamiento de aguas. La segunda parte ha incluido los casos prácticos de aplicación de los POAs por parte de diferentes empresas, complementado con la visión académica, dando una visión más práctica del panorama actual.

    La jornada que ha contado con la asistencia de más de setenta profesionales y académicos relacionados con este sector ha sido inaugurada por el vicerrector de Investigación y Doctorado de la UJI, Antonio Barba, quien ha destacado «la fructífera colaboración entre el mundo empresarial y académico dentro de la Cátedra FACSA-UJI para acercar los conocimientos académicos y convertirlos en prácticas», y por el director de esta cátedra, el profesor Sergio Chiva, quien ha asegurado que «la investigación en este ámbito ha permitido la alineación de diferentes grupos de investigación alrededor de esta temática y abrir nuevas líneas de investigación».

    La Cátedra del ciclo integral del agua, creada en abril de 2015 de la mano de FACSA y UJI, está articulada en torno a la innovación y el impulso de las sinergias colaborativas entre el tejido empresarial del sector y la esfera universitaria. Así, genera la coyuntura tanto para estimular la investigación y la divulgación del conocimiento, como para promover la participación del tejido empresarial e institucional en actividades formativas e investigadoras que favorecen un mayor desarrollo socioeconómico del entorno.

    Subir