19 de septiembre de 2020 19/9/20

Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes

Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 2)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 3)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 4)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 5)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 6)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 7)
    Ritmo frenético en las pastelerías de Burriana para elaborar el tradicional Roscón de Reyes - (foto 8)

    Las tradiciones más arraigadas suelen venir de la mano de una gastronomía especial, preparada con sumo cuidado para cada ocasión y forma parte de esa misma tradición a la que sirve. Las fiestas navideñas no son una excepción, y a los turrones y polvorones o la paella con pelotas del día de navidad, se suma un dulce que muchos esperan con ansia durante todo un año: el Roscón de reyes.

    Las pastelerías de Burriana lo saben y es por eso que año tras año elaboran este rosco hecho de pasta de mona y relleno de nata, aunque cada vez más se arriesgan lanzando sus particulares versiones: con masas diferentes, como la de hojaldre y rellenos de trufa, cabello de ángel...etc. el límite está en la creatividad de los pasteleros. Y es que, como nos explicaban en La Palma, los gustos cambian, y es por eso que " mi padre fue pionero en cambiar la masa de mona por la de hojaldre".
    Durante los días 5 y 6 las pastelerías han sido un no parar de comandas, y entregas y, aunque es difícil calcular el número total de roscones vendidos, tan sólo en uno de los negocios pasteleros con los que habló este periódico, situado en el Pla, nos aseguraban que al acabar el día de reyes habrían vendido más de 1000 de estos suculentos pasteles.

    Y es que alrededor de este típico postre se organizan comidas, cenas, regalos, e incluso es su nombre el que se utiliza para designar a la noche en la que los Reyes Magos llegan a nuestras ciudades para repartir sus regalos.

    La noche del Roscón se celebra con la familia o con amigos, con cenas e incluso fiesta que tienen como punto y final la degustación de un dulce que, cuidado, conlleva todo un ritual.

    Los restaurantes de la ciudad son uno de los principales clientes de las pastelerías tradicionales para ofrecer en sus menús de tan señalada noche una guinda perfecta como postre. Y es que, aunque mucha sea la gente que compra el Roscón en las grandes superficies, "los clientes prefieren los roscones de panadería" incidía el responsable de un conocido restaurante.

    El Roscón de Reyes, todo un ritual

    La elaboración conlleva toda una ceremonia, y es que éste es un dulce muy peculiar. Elaborado con masa: de mona, de hojaldre, de panquemado...suele cubrirse de frutas escarchadas e incluso anisetes, o azúcar glass, y va relleno al gusto. Pero la importancia del relleno va más allá de si el cliente elige nata o chocolate, y es que los roscones guardan en su interior un haba y una figurita.

    Como reza la tradición, normalmente explicada en pequeñas tarjetas el comensal que en su porción encuentre la figurita será coronado rey o reina para el resto de la velada, mientras que quien se tope en su parte con el haba deberá pagar el dulce.

    Como detallaba a elperiodic.com la gerente de otra de las más conocidas pastelerías de la ciudad, situada en la calle la Tanda, el tema de las figuritas da mucho juego. Y es que hasta su pastelería han llegado comandas con peticiones especiales, como roscones que sólo contengan habas, para hacer rabiar a los amigos, con varias figuritas para contentar a todos los nietos de una familia bastante numerosa, o, quizás el más especial, el de quien pidió cambiar la figurita por un anillo de compromiso para pedir así en matrimonio a su novia.

    Una tradición que gusta a grandes y pequeños y que consigue dinamizar hasta el último día de las navidades tanto pastelerías como bares y restaurantes, ante la expectativa de convertirse en el rey de la noche, y a la espera de que los Reyes Magos atiendan nuestros deseos mientras nos dedicamos a comer tan rico postre.

     2 comentarios
    Encarnita
    Encarnita
    07/01/2017 05:01
    Que buenos los roscones de la foto

    Mira mis dependientas favoritas de Angullo que majas ellas y los roscones buenisimos,bajo todos los años aposta de Valencia a comprarlos y el trato es insuperable y cada años os superais más buenos imposible mi familia y yo los disfrutamos muchisimo. Que simpaticas ellas chicas muy guapas todas. Un besado

    Subir