28 de noviembre de 2020 28/11/20

El Fallero conmemora los cincuenta años de historia de los tapices dedicados a la Misericòrdia

El Fallero conmemora los cincuenta años de historia de los tapices dedicados a la Misericòrdia - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    El Fallero conmemora los cincuenta años de historia de los tapices dedicados a la Misericòrdia - (foto 2)

    El salón de sesiones del Ayuntamiento de Burriana ha sido escenario a primera hora de esta tarde de la presentación pública de la presente edición del libro oficial de las fiestas de San José, popularmente conocido como El Fallero, que cumple 66 años de historia en la ciudad con el fin de dar a conocer todo lo relacionado con las fiestas falleras e inmortalizarlas para la posteridad. Las reinas Sara Bodí Tortosa y Ana Tejedo Fuster han presidido el acto, acompañadas por el alcalde, José Ramón Calpe y el presidente de la Junta Local Fallera, Francisco Isach.

    Vicent Blasco ha sido el encargado de glosar la presentación y dar a conocer todos y cada uno de los aspectos de la presente edición, cuya portada reproduce el cartel imagen de las fiestas, obra del artista Juan Diego Ingelmo, afincado en Burriana y ganador del concurso en la presente convocatoria. Una pintura relativa a San José abre los contenidos del volumen, justo antes de la reproducción del Pregó, escrito por Julián Arribas y que mañana declamará Federico Gumbau en el acto inaugural de las fiestas.

    A continuación, el libro incluye los saludas del alcalde, José Ramón Calpe y del presidente de la Junta Local Fallera, Francisco Isach; así como las cartas de despedida de las reinas de 2008, Beatriz González Olivas y María Franch Guardino. A partir de ese punto, las reinas de 2009, Sara Bodí Tortosa y Ana Tejedo Fuster se convierten en verdaderas protagonistas, junto con sus respectivas cortes de honor y damas de la ciudad. Así, se incluyen sus saludas, sendas entrevistas –realizadas por la periodista burrianense Ana Llopis-. El Fallero continúa con una colección de fotografías con los máximos galardones falleros de 2008, antes de dar paso a la relación de todas las fallas, sus reinas, falleras, comisiones, así como el boceto y la crítica de cada monumento.

    El libro recopila asimismo las redacciones ganadoras del concurso que convoca la Junta Local Fallera, así como los discursos de los mantenedores en los actos de exaltación de las reinas falleras, Vicente José Diago y Josep Palomero.

    Burriana conmemora este año el cincuenta aniversario de los tapices dedicados a la Mare de Déu de la Misericòrdia, confeccionados con pequeños pedazos de papel seda y, por tal motivo, El Fallero reproduce dos artículos sobre las circunstancias que motivaron el germen de esta representación artística; y sobre los diferentes tapices y artistas que han plasmado sus diseños en la memoria de las fallas, escritos por Joaquín Ortells y Joan Llidó, respectivamente.

    Finalmente, el programa completo de actos de las fiestas, desde mañana domingo día 22 de febrero hasta el 19 de marzo, sirve de conclusión a El Fallero.

    El alcalde, José Ramón Calpe, considera que el libro de las fallas es el testimonio más claro de cada ejercicio fallero, “porque, al fin y al cabo, las fallas están condenadas al fuego y esa es la esencia de la fiesta, pero son una crónica de la actualidad local increíble, ya que recogen las principales preocupaciones, noticias y puntos de vista sobre determinados hechos y personas de Burriana. Ir a los libros de fallas es, probablemente, la mejor forma de conocer las vivencias y el tiempo en que se plantaron, así como de sus protagonistas”.

    El libro, como consecuencia de la crisis, sale a la calle sin tapas duras, como venía siendo tradición, con el fin de abaratar su coste

     2 comentarios
    filiprim
    filiprim
    21/02/2009 04:02
    Ahorrar?????????

    ¿Como que ahorrar? ¿Esto no es a cargo de la imprenta a cambio de la publicidad que saca y al ayuntamiento no le cuesta un duro? El que ahorra quien es, el de la imprenta?? Qué listos son algunos!!!!! Al ayuntamiento nunca le ha costado un duro el Libro de Fallas.

    Subir