-Adiós a los chiringuitos de la Malvarrosa :: Valencians.som :: elperiodic.com

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.
Acepto     Más información
rss facebook twitter Canal elperiodic.com youtube  lasprovincias.es
Lunes 22 de diciembre de 2014 |
google
elperiodic.com
Edición Comunidad Valenciana
Columna de opinión
Valencians.som
Valencians.som
Por Pere Valenciano
Añadir "Valencians.som" a mi lector RSS

Adiós a los chiringuitos de la Malvarrosa

13/10/2010
recomendar
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar
Hoy ha sido un día triste para los que nos gustan las playas valencianas y defendemos sus chiringuitos, esos que la Demarcación de Costas, dependientes del Gobierno central, ha comenzado a derribar hoy por una ley desfasada que se aplica según la comunidad autónoma y su gobierno de turno.

El ataque a uno de los símbolos de nuestras playas ha comenzado en la Malvarrosa, una zona que, después de decenios olvidada por todos, comenzaba hace unos años a coger impulso con un paseo marítimo precioso, unas aguas más limpias que nunca y unos chiringuitos que generaban riqueza y empleo. Sí, empleo. ¿Lo recuerdan?

Estoy harto de excusas y explicaciones que se aplican a la carta, con excepciones allá donde se hace más ruido o donde gobierna el político del mismo partido. Harto de que los técnicos tracen líneas divisorias sin analizar más factores que los supuestamente medioambientales. ¿Medio ambiente? ¿Tiramos al suelo años de trabajo y fuente generadora de riqueza y puestos de trabajo cuando se hace la vista gorda en otros lados? ¿Por qué no se dan nuestros políticos una vuelta por la Côte d’Azur francesa y observan hasta dónde llegan los chiringuitos en las playas de Marsella y Cannes, por ejemplo? Hasta encima de los espigones se colocan decenas de mesas en una prolongación sobre el mar de los chiringuitos franceses.

No sólo es increíble lo sucedido, sino sobre todo insultante el momento escogido por la Demarcación de Costas para reducir el tamaño de los chiringuitos en estos precisos momentos de crisis insoportable. Un nuevo ejemplo de las facilidades que la Administración da en general para que los empresarios contribuyan a generar empleo.

Es evidente que la ley se quedó obsoleta hace mucho tiempo y que merece una urgente revisión. Mientras llega –en manos de los políticos está, echémosnos a temblar- el mal ya está hecho.

El Mando a Mano: http://www.perevalenciano.blogspot.com
Twitter: @elmandoamano


Comparta este artículo
  • Currently 2.97/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Puntuación: 3.0/5
No hay comentarios en el artículo

Si deseas registrar tu nombre e imagen en los comentarios haz
click aquí

RSS elperiodic.com Comunidad Valenciana
Facebook elperiodic.comTwitter elperiodic.com
Aviso legal | Publicidad | Correo