Divendres 20 de Abril de 2018

-Risas a carcajadas :: Solo es una opinión, Ud. perdone :: elperiodic.com

Versió Clàsica
Edició
Solo es una opinión, Ud. perdone
Solo es una opinión, Ud. perdone
Por J. P. Enrique

Risas a carcajadas

06/03/2018
7 comentarios
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar

Ríe M. Rajoy a carcajadas tras decir que “no hay dinero para subir las pensiones”. Él sabe que hay dinero (5.000 MM) para rescatar autopistas; sabe que dispone de 18.000 MM anuales para gasto militar; sabe que las SICAV solo pagan el 1%; sabe que hay 90.000 MM de fraude fiscal y sabe que los seis grandes bancos durante la crisis han ganado 84.000 MM y no solo no han pagado nada de Impuesto de Sociedades sino que han recuperado 164 MM de Hacienda. Unos bancos, salvados con dinero público, que abusan cobrando comisiones, cerrando oficinas y apretando y echando trabajadores a la calle, y que se frotan las manos pensando en el negocio de los planes de pensiones ¡Como ríen los bancos! ¡Como ríe Rajoy sabiendo lo que sabe al decir que no tiene 2.000 MM para revalorizarlas!

A carcajadas ríe el ex ministro Wert allá en su exilio dorado en Paris disfrutando de una residencia de lujo  y de un gran sueldo tras su paso por el Ministerio de Educación, para que se fuera a vivir allí su luna de miel paseando a orillas del Sena y saboreando la cocina francesa y sus  vinos. Wert ríe recordando las protestas estudiantiles contra su reforma educativa y el pacto del resto de partidos para derogarla cuando el PP perdiera su mayoría en el Congreso. “¡Cómo son los de la oposición -comenta el ex ministro a su amada- montan saraos impresionantes que luego se esfuman”. Wert ríe porque su ley sigue ahí intacta, como sigue intacta RTVE y la Ley de Seguridad Ciudadana.

A carcajadas ríe Francisco Camps, vinculado a tramas corruptas y artífice de las grandes y  ruinosas inversiones realizadas con el dinero de los valencianos. Ríe, tras ser nombrado desde el 2011 -como permite la Ley- miembro del Consell Juridic Consultiu. Su sueldo es de 57.586 euros y dispone de coche oficial, secretaria, asesores, escoltas y despacho. Es para reír ¿no? Para defenderle tiene a Arcadi Espada que le ha escrito un libro titulado “Un buen tío”. Lo será  para sus sobrinos, para él y para algún despistado más.

A carcajadas ríe Pedro Sánchez que se puso a la militancia a su lado con su rechazo a quienes habían facilitado la investidura de M. Rajoy. Habló de presiones contra él de los medios de comunicación. Era una víctima del establisment y del aparato del partido. Los afiliados ratificaron el “no, es no” y su determinación de llegar a pactos con  Podemos y nacionalistas. El “no es no” quedó reconvertido en el “sí es sí” para aplicar el artículo 155, acercarse a Rajoy y alejarse de partidos afines. ¡Cómo ríe ahora Pedro  con el poder en sus manos!

A carcajadas ríe Eduardo Inda pensando las veces que ha gritado y ha enseñado papeles en programas de debate en televisión para “demostrar” financiaciones irregulares venidas de Venezuela y de Irán. Ante denuncias presentadas contra él los jueces han dictaminado que “no se puede ir a la justicia aportando como prueba recortes de periódicos”. Lo que diga la justicia es lo de  menos, lo importante, para él, es que ha logrado difundir sus mentiras. Inda, pensando en sus teatralizaciones ríe y ríe con sarcasmo.

A carcajadas ríen los comerciantes de naranjas que han aguantado sin caerse. Viven años de rosas. Recuerdan cuando lo pasaron mal. Recuerdan cuando tenían que contratar créditos de campaña para comprar naranjas. Recuerdan el riesgo que asumían. Todo cambió cuando propusieron a los sufridos agricultores naranjeros que les dieran gratis las naranjas. Ellos las confeccionarían y según les fuera les pagarían lo que pudieran. A partir de ese momento el negocio (para ellos) dio un vuelco espectacular, cuyas risas, cuando compran cientos de hanegadas cada año, son fáciles de escuchar. Mientras  eso ocurre, los pequeños propietarios citrícolas se aprietan las tuercas, trabajan en los campos lo que la salud les permite y desvían parte de la pensión  para  que los naranjos sigan vivos.

Ríen muy a gusto las grandes empresas de envases al saber que han destituido al Conseller de Medio Ambiente que  pretendía hacerlas pagar por los envases que fabrican cada día y que acaban unos dañando la naturaleza y otros reciclados con dinero de todos.

Ríe M.A. Acebes, un imputado por el falseamiento de las cuentas de Bankia, sentado en el consejo de Administración de Iberdrola, embolsándose 300.000 euros anuales, a pesar de que el Código Ético de la eléctrica exige “honorabilidad”.

Ríe en su jaula de oro el incompetente y aprendiz de dictador  Donald Trump. Ríe quitando impuesto a los más ricos y asistencia médica a los más pobres. Ríe dando todas las facilidades a las empresas petroleras para que se enriquezcan destruyendo equilibrios medioambientales. Se ríe de la ONU y de la Unesco. Promueve sus negocios familiares, genera odio racial y favorece a los judíos para que sigan su expansión en Palestina. Trump ríe satisfecho porque sabe que puede hacerlo con los votos de unos ignorantes que solo se fijaron en  abrazar dos palabras: bandera y patria. Trump es capitalismo en estado puro: El del que quien es rico lo es por la gracia de Dios y  porque se lo merece. Los demás “que se jodan”. La misma frase que le salió del corazón a Andrea Fabra. Él y los suyos no temen grandes cambios porque los votantes saben ahora, con los relatos de la postverdad, que lo que toca  es votar a millonarios para que gobiernen. Es el orden natural, tan natural como los paraísos fiscales, la precariedad laboral y la creciente  desigualdad en las rentas.

A carcajadas  ríe Díaz Ferrán que acaba de salir de la cárcel sin haber devuelto nada de lo que se llevó y con su consejo de plena actualidad: “hay que trabajar más y cobrar menos”. ¿Lo diría  pensando en Corea del Sur, un país de tecnología punta, del que solo se habla bien a pesar de que allí la jornada semanal es de 58 horas (11 diarias)? Un dato, éste, silenciado porque  Corea del Sur es un país liberal y democrático.

A carcajadas ríe sin parar la Ministra de Empleo, Fátima Báñez, después explicarnos lo mucho que ha hecho para que no nos ocurra lo mismo que a los pensionistas griegos. Después de repetir la falsedad de que la solución está en crear empleo y que haya 20 MM de cotizantes, porque son cotizantes de miseria que apenas aportan dinero a la Seguridad Social. Ríe después de decir todo eso y de haber dilapidado 60.000 MM del fondo de reserva y haber salvado a este país aunque sea dejándolo con una deuda inasumible que la Constitución nos obliga a pagar.

A carcajadas ríen demasiados políticos, que no se enteran. Para sacarles de su letargo tienen que salir los jubilados en masa a manifestarse, aguantando el frio y las palabras de Montoro diciendo que “mantener el poder adquisitivo de las pensiones subiéndolas con el IPC es algo caduco.” Y las palabras de Celia Villalobos diciendo que “hay que ahorrar dos euros al mes para hacer un plan de pensiones”. Y las palabras del Gobernador del B. de España que dice “los pensionistas que vendan su casa y tendrán recursos”. Añade este hombre que gana 186.000 euros: “Los pensionistas deberían haberse hecho un plan de pensiones”. Linde, increíblemente, sigue ahí cobrando y  riéndose.

No voy a seguir con más casos de risas de otros muchos impresentables que harían este artículo eterno, solo acabaré diciendo que son eso, unos impresentables manipuladores.

 

  • Currently 2.86/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Puntuación: 2.9/5

 
JPE
Falta el titular en mi respuesta a vigorhumus
Ya que por algún error no ha aparecido el titular de mi respuesta, y es importante, se lo añado corrigiendo la conclusión a la que Ud. llega: "RABIA CERO. CRITICA MUCHA y TODA LA LÓGICA (la mía).
Y como tengo espacio le apunto otros ejemplos de una practica que solo se da en el sector de los sufridos citricultores ¿Se imagina al panadero comprando harina y diciéndole al suministrador que le pagará según como venda el pan? ¿Se imagina al dueño de un restaurante comprando langostinos y diciéndole al pescadero: Ya le pagaré según como los venda ?
Convendrá conmigo que es una práctica cuanto menos extraña y que el equilibrio del mercado que fija los precios actúa de una forma injusta, dejémoslo ahí.
Y no me responda que si es tan fácil que lo haga yo. Lo critico como critico practicas que considero injustas de los bancos y de las eléctricas y no monto ni un banco ni una eléctrica.
Enviado el 10/03/2018    
 
Vigorhumus
Las prácticas evolucionan conforme evoluciona el mundo y sus necesidades.
Se imagina vd. ir a un bar a almorzar y que para ello en la barra le pidan su nombre, le hagan pagar por adelantado y luego cuando le llamen tenga que recoger el pedido vd. mismo directamente de la barra?. No es imaginable. A ese bar no volvería nadie y tendría que cerrar. Sin embargo todos los días cientos de españoles pasan por esa humillación en cualquier Burger o McDonalds. Se plantean estos que es una humillación?, en absoluto. Paraellos es la costumbre, lo habitual y si quieren comer en esos sitios, las normas son esas.
Vd. lo ve de una manera y yo de otra. Cuantas veces en la tienda le habrán dicho, si ni estás seguro, lléveselo, lo prueba y si le viene bien, vuelve y me lo paga. Manuel Uso se hizo rico de esa manera.
Lo único injusto que hay en la práctica de la venta a resultas, es que el precio lo deberían hacer a las 5 semanas y no a los 3 meses, pues transcurrido ese tiempo ya se conoce el resultado.
Enviado el 11/03/2018    
 
JPE
Lo que a ud le parece algo así como una modernidad a mi me parce un escándalo, pero avíseme cuando "la modernidad" derivada de la evolución del mundo se extienda y yo pague por la luz lo que yo considere y pague por un préstamo lo que yo decida.
Tampoco estará mal que a los que van Mcdonalds ( yo no como esas cosas) , les llamen o no por su nombre, acaben pagando al final lo que quieran (mucho o poco) según les haya gustado o no el producto que acaban de comprar.
Un cordial saludo.
Enviado el 12/03/2018    
 
Vigorhumus
Sobre las naranjas
Del mal funcionamiento de las naranjas, vd. se lo pone muy fácil, la culpa le tienen los comerciantes. De esta forma demuestra que no tiene ni idea de lo que se trata.
No hay ningún comerciante que haya obligado al agricultor a darle la fruta a "resultas". Siempre ha sido el agricultor quien se las ha ofrecido al comerciante. Posiblemente obligado por las circunstancias, pero siempre voluntariamente. Tampoco hay ningún comerciante que tenga la suficiente influencia en el mercado para que este funcione tan mal que no le tenga que pagar nada al agricultor. Lo lógico es que cuanto más precio se consiga mayor será el porcentaje de beneficio por la mercancía comercializada. Es muy difícil sacar un porcentaje de beneficios cuando el precio es muy bajo. Si fuera tan fácil como vd. lo explica, no habría comerciantes que tienen que cerrar y lo que aún es peor, no habría cooperativas de agricultores que liquidan a 0,00 euros el Kg o tienen que hacer suspensión de pagos. Menos rabia y más lógica
Enviado el 07/03/2018    
 
JPE
Le sale su vinculación al comercio naranjero y desde ahi defiende como lógica una práctica nada lógica e injusta.
Es tan lógica como si yo pido un préstamo al prestamista y le digo: "según como me vaya le pagaré el interés que yo considere". ¿Lógico? En la mía no.
Dice "a nadie le obligan" y añade como concesión algo que es la base "posiblemente obligado por las circunstancias". Esa es la clave.
Obligado por las circunstancias hay quien limpia habitaciones de hotel a menos de dos euros y hay miles de mujeres trabajando en el textil sin seguridad (intoxicándose con productos químicos) . ¿lógico? En mi lógica no.
Habla de "mejor cuanto más precio". Mire, las distribuidoras son 7 en España y para ellas la naranja es la fruta reclamo. No puede ser muy alto. Pero, aun así, de ese precio al del agricultor va un abismo.
Las coop. son otro tema. Han caído por muchos factores. Las he conocido en épocas duras pagar horas en toda regla. No todos pueden decir lo mismo.
Enviado el 08/03/2018    
 
Vigorhumus
Hablemos de naranjas
Vd. presupone que estoy vinculado al comercio de las naranjas, sin embargo soy agricultor. Es lo mismo que cuando piensa que si uno no comulga con las ideas de Podemos, automáticamente es un fascista.
Cuando digo obligado por las circunstancias me refiero a que, ante una demanda nula, el agricultor puede elegir entre ofrecer su producto a resultas o arriesgarse a que se le queden en el árbol.
Quizás no ha caído en la cuenta que, hablemos de Burriana, el promedio de kilos por hanegada que se produce está alrededor de 1.600. Hoy es imposible que un huerto sea rentable con esos kilos. Si no se sacan 3000 kgs por hanegada un huerto no puede sobrevivir. Para hacer producir un huerto hay que gastarse el dinero pues es la única manera de hacer cantidad y calidad. También es verdad que el agricultor no está para muchos gastos, pero con dos regones y una pulverizada no se consigue nada.
Y más si se trata de huertos pequeños (mayoría) y lo cultivan terceros (más gastos).
Enviado el 09/03/2018    
 
Sempre encertat!!!
Estic amb tu al 100%
Enviado el 06/03/2018    

RSS elperiodic.com Comunidad Valenciana
Facebook elperiodic.comTwitter elperiodic.com
Amb la col·laboració de la Consellería d'Educació, Investigació, Cultura i Esport. Generalitat Valenciana.

Avís Legal | Publicitat | Correu

 
Actualmente está en la versión en Valenciano de "elperiodic.com".
Si desea cambiar a la versión en Castellano, puede hacerlo pulsando en la bandera.

Actualment està en la versió en valencià de "elperiodic.com".
Si desitja canviar a la versió en Castellà, pot fer-ho fent click a la bandera.



No mostrar de nuevo este mensaje
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Si continua navegando estará aceptando su uso.
OK
Versión Móvil