-Un día vendrá un chino :: Solo es una opinión, Ud. perdone :: elperiodic.com

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.
Acepto     Más información
rss facebook twitter Canal elperiodic.com youtube  lasprovincias.es
Viernes 24 de octubre de 2014 |
google
elperiodic.com
Edición Comunidad Valenciana
Columna de opinión
Solo es una opinión, Ud. perdone
Solo es una opinión, Ud. perdone
Por J. P. Enrique
Añadir "Solo es una opinión, Ud. perdone" a mi lector RSS

Un día vendrá un chino

17/01/2010
5 comentarios
recomendar
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar

Un día vendrá un chino.  Recorrerá los huertos abandonados, repletos de naranjos muriéndose entre espinosos zarzales. Se parará y verá el inmenso malezal que es cobijo de serpientes y ratas; zorras y ratas; búhos  y ratas; garzas y ratas; urracas y ratas. Muchas ratas de diferentes tonalidades del negro al gris, bien desarrolladas, deambulando por todas partes. Entre tanta fauna, el chino, paseando por  Sant Gregori, se encontrará con gentes que se han instalado clandestinamente en viviendas medio abandonadas (a la espera del PAI de los continuos aplazamientos y dudosa rentabilidad) no para cuidarlas, sino para destrozarlas del todo y amontonar basura para que los roedores encuentren allí un hábitat de  inmejorable calidad para ellos.

El chino se acercará a las tierras agrícolas y descubrirá in situ que son muy fértiles y aptas para cualquier cultivo. Recogiendo toda la información necesaria para sus planes, como suelen hacer los chinos, tendrá claro que  ese suelo, es capaz de ser muy productivo y dispone  de agua en abundancia (digan lo que digan los que la utilizan para hacer política). Con los datos, facilitados por los meteorólogos, comprobará que nuestras temperaturas son suaves en invierno y en verano.

Con todo el bagaje informativo en su poder, nuestro amigo el chino se preguntará ¿Cómo es posible que una ciudad, tan bien comunicada y con un clima privilegiado, tenga su suelo agrícola en tan mal estado, sus viviendas rurales abandonadas y con carteles por todas partes de “se vende”?

Con clarividencia y determinación, buscara  a agricultores dispuestos a dedicar largas jornadas de ilusionante trabajo  a transformar todo aquello en lo que nunca debió dejar de ser: campos de hortalizas (en cultivos de temporada y de invernadero), frutales (aguacates, chirimoyas, olivos, kakis, limoneros, ciruelos,…), criaderos de flores (rosales, claveles, orquídeas,…), arbustos con un futuro prometedor como la estevia (Qué diablos es la estevia?),  y plantas traídas de otros rincones del planeta.   

El chino recordará que hay unos productos que realmente ofrecen calidad de vida, son los productos biológicos, cultivados sin productos químicos, fertilizados con abonos procedentes de materias  orgánicas recicladas, en los que se utilizan solo insecticidas  naturales. Son productos más saludables que los convencionales,  apreciados por los consumidores exigentes.

El inteligente chino descubrirá el alto valor de las hortalizas producidas de manera natural y comprobará que en esos campos de riqueza latente, pueden montarse pequeñas granjas de animales domésticos capaces de producir una carne de altísima calidad y unos excelentes huevos.

El chino, en su deambular por el suelo agrícola, conocerá que hay en el campo multitud de alquerías que están medio derruidas  y  ahí vera que hay otro negocio interesante: restaurarlas  y equiparlas con energía solar para  ser explotadas  como viviendas de turismo rural, ya que hay mucha gente amante de pasar sus vacaciones en plena naturaleza. Presionados por el empuje del   emprendedor oriental,  el  Ayuntamiento  se verá obligado a facilitar la construcción de nuevas viviendas rurales, cuidando que sean de pequeñas dimensiones en medio de grandes espacios verdes. Al lado de la dinámica impulsada por el chino, los constructores descubrirán que el negocio del futuro no es la ocupación de suelo (en una reconversión sin límites del terreno agrícola en urbano) sino en dedicarse al negocio de  la rehabilitación.

¿Para qué  ha de  crecer una ciudad   de manera ilimitada -se preguntará el chino- si es  mucho mejor vivir en ciudades de tamaño mediano en donde están todos los servicios necesarios? No obstante, dirá nuestro amigo: “mi propuesta de desarrollo no es incompatible con que la ciudad se dote de una zona de hoteles, algún que otro camping y viviendas en la costa,  siempre que la ocupación se limite a una pequeña franja del litoral.”

En sus ratos de ocio, el chino acudirá con sus amigos a lo que él considera “el magnífico  y único paraje natural del Clot”, en donde practicará el taichí, con el sol bostezando de madrugada o al atardecer, ante la mirada esquiva de  ánades correteando por el lago.

Desde Ayuntamiento, sabedores de la llegada del personaje oriental que ha de impulsar a esta ciudad de la parálisis  en la que está inmersa, deberían mandar sin demora, una delegación en busca del chino visionario que ha de salvarnos (que bien podría venir disfrazado de  americano, alemán, ruso o francés)  para animarle a que anticipe su viaje. Le necesitamos con urgencia. Aunque dudo que lo hagan, porque hacerlo significaría que se preocupan y si se preocuparan no dejarían perder subvenciones  y no habrían permitido que nuestros campos llegaran al punto de abandono en el que se encuentran.

Más artículos de Solo es una opinión, Ud. perdone
Comparta este artículo
  • Currently 3.14/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Puntuación: 3.1/5
Listado de comentarios

Si deseas registrar tu nombre e imagen en los comentarios haz
click aquí
 
miguel bataller
continuacion
Para que tu sueño, se convierta en algo factible, lo primero que hay que hacer, es educar no solo a nuestros hijos, sino a toda la juventud local o inmigrante, en es respeto a la propiedad privada, y crear un cuerpo legal, que sea severo e inflexible, con quienes ocupen nuestras propiedades, entren en ellas, como "ocupas" o como ladrones de paso, y solo entonces, tendremos una opción a iniciar ese sueño.

Pero despues de varias generaciones de potenciar todo lo contrario, de una permisividad estupida con los delincuentes y maleantes, ahora estamos cosechando....lo que hemos sembrado.

Y por eso no podemos ya ni siquiera cultivar para uso domestico, ya que hasta eso es robado.
Enviado el 19/01/2010    
 
miguel bataller
a joan pascual
Te comprendí bien, y me parece muy loable la idea de que aquellas personas que tengan tierra y disfruten ellas mismas de cuidarlas, cultivarlas y mantener los campos limpios y como autenticos vergeles, lo hagan.

Es sanisimo para ellos, y una bendición para los vecinos, pero es es reducir a la minima expresion el problema.

Tu mismo has sufrido en tus propias carnes, como Pepe Ramos y otros muchos, el ataque despiadado e inmoral de los amigos de lo ajeno, que han entrado a matarte los animales de corral, o a robartelos, asi que imagina lo que les espera a tus tierras de cultivo,cuando tu las cuides, te gastes tu tiempo y tu dinero, y al ir a recoger la cosecha te encuentres con que te la han robado.

No tengas la menor duda de que los aguacates, caquis, o cualquier otro tipo de cultivo alternativo que se te ocurra plantar, durara en el arbol, el tiempo justo en que tarden a saberlo unos desalmados o unos hambrientos, que no tengan nada que poder darles a sus hijos.
Piensalo.
Enviado el 19/01/2010    
 
Josep
EL MODEL ACTUAL HA FRACASSAT
El que està clra es que el model actual de "ciutat" ha fracassat al poble de Borriana. El pitjor de tot es el desànim de les generacions joves, que no tenen cap futur laboral a la nostra localitat, no hi ha oferta de vivednda protegida, no hi ha oferta d'oci, no hi han alternatives. Al remat, la gent està pensant en anarse'n, es a dir, convertir-se en inmigrants, igual que tots eixos que hem despreciat ací, en Borriana. Em pareix un bon article Joan PAsqual.
Enviado el 19/01/2010    
 
JP
explicandome mejor, al amigo Bataller
No creo q ahora mismo haya escasez de mano de obra y no haya gente dispuesta a arrancar, plantar,,...
Tal vez mi excpresión "largas jornadas" te ha llevado a pensar q hablo de sueldos a cambio de un cuenco de arroz. De ninguna manera digo eso. Me refiero a jornadas laborales con los sueldos establecidos y "largas jornadas" de tiempo destinado a disfrutar plantando para uno mismo lechugas y habas p.e. Actividad mucho mas saludable que tomarse en un bar un bocadillo con chorizo y dos cervezas.
Te parecerá una ilusión, pero la realidad nos ha llevado a una situación penosa. Si no hay solución para los agrios (con la estructura actual) ¿No seria mas logico hacer algo, aunque sea la utopia de fomentar un gran bosque cuidado en todo el termino munciipal q se podria llenar de actividades lúdicas? Seria un extraordinario gancho para el turismo, un bien para la salud y dariamos trabjo a la gente que lo necesita.
Si la realidad no nos gusta y el urbanimso es un cadaver. Empecemos soñando
Enviado el 18/01/2010    
 
miguel bataller
es un cuento precioso...pero no deja de ser un cuento
Porqe para hacer todo eso que el chino(y el español no chino) sueña y desea, hace falta mano de obra....con ganas de trabajar, y competir y ese el mayor obstaculo en estos momentos.

¿Quien se prestaria a trabajar en condicoes distintas a las minimas establecidas?.

Es evidente que con el costo de la mano de obra actualmente regulada, los gastos de produccion son muy superiore a los resultados de explotación.

¿Que actitud adoptarian los sindicatos de cara a la mano de obra china?

¿Aceptarian la autoregulación del mercado, dentro de las reglas de oferta y demanda de puestos de trabajo?

Mucho me temo que mientras tengamos las normativas actuales, y con los condicionantes que las marcan, ni a los propietarios les interese cultivar, ni los sindicatos quieran renunciar a los derechos adquiridos.....aunque se quede la inmensa mayoria de la poblacion agricola, sin jornales que realizar.

Y mientras tanto el termino municipal degenerandose...sin que nadie ponga punto final.
Enviado el 17/01/2010    
Publicidad
Publicidad
Opinión
21/10/2014 - Perdone que no me levante
¿Exceso de celo o falta de empatía?
20/10/2014 - Columna de Michel
España: ¡Un país enloquecido!
21/10/2014 - Camins de l´Alcora
A pie por el secano Alcalatén
20/10/2014 - Picos Pardos
La Sanidad en venta
20/10/2014 - Con todos mis respetos
De lo puro y de lo impuro
24/10/2014 - En busca de la verdad
La cruda realidad
24/10/2014 - El mirador de l’Alcora
Plusvalías
Más noticias de hoy en la Comunitat Valenciana
Humor
Ditalulling