elperiodic.com
SELECCIONA IDIOMA
Valencià

Vila-real cierra 2012 con un ahorro “histórico” de 11 millones de euros “gracias a la gestión responsable” del equipo de gobierno

Vila-real cierra 2012 con un ahorro “histórico” de 11 millones de euros “gracias a la gestión responsable” del equipo de gobierno  - (foto 1)
  • El alcalde, José Benlloch, da a conocer el remanente del pasado ejercicio, resultado de “gastar menos e ingresar más, a pesar de haber bajado los impuestos, gastando sólo en lo que hace falta y luchando contra la corrupción y las irregularidades”

El Ayuntamiento de Vila-real ha cerrado el año 2012 con un remanente de tesorería de cerca de 11 millones de euros, una cantidad que se incorporará a los presupuestos de 2013 y a la que se ha llegado “gracias a la gestión responsable del equipo de gobierno, que nos ha llevado a ahorrar 10.989.359 euros, una cifra histórica que coloca a Vila-real como uno de los ayuntamientos más ahorradores”. Así lo ha anunciado el alcalde, José Benlloch, quien ha detallado que llegar a esta cifra de ahorro ha sido posible con medidas como “gastar sólo en lo que hace falta, luchar contra la corrupción o mejorar el sistema de recaudación”.

“Los remanentes son el resultado de gastar menos e ingresar más. Y Vila-real lo ha logrado a pesar de bajar los impuestos, no cobrar prácticamente nada de los 13,5 millones de euros que adeuda la Generalitat o los 9 millones de euros en facturas heredadas que hemos tenido que pagar”, explica Benlloch. En esta línea, el primer edil ha desgranado algunas de las medidas que han permitido llegar a esta cifra de ahorro, como los 4 millones de euros obtenidos de gastos previstos inicialmente que finalmente han supuesto un desembolso menor. “Los 350.000 euros ahorrados en la factura de la luz, la revisión a la baja de contratos y alquileres o los 350.000 euros que hemos pagado de menos correspondientes a la devolución de transferencias del Estado” son, apunta el primer edil, algunos ejemplos.

En el capítulo de reducción del gasto, destacan también en 2012 los 600.000 euros ahorrados en los intereses de préstamos que no se han utilizado, los 800.000 euros aproximadamente de cuotas de urbanización correspondientes a propiedades municipales en unidades que no se han ejecutado o los 600.000 euros de facturas falsas del anterior gobierno del PP denunciadas por el alcalde y que investiga la Fiscalía de Castellón, entre los cuales se encuentra la factura de 290.000 euros de certificado final de obra de la jefatura de la Policía Local por la que finalmente sólo se han tenido que pagar 22.000 euros. “Hemos optimizado los recursos y hemos demostrado, con facturas, que lo que antes valía tres ahora sólo cuesta uno”, incide Benlloch, quien recuerda que una parte importante del ahorro en la gestión viene determinado también por la aplicación de mejoras por parte de las empresas contratadas por el consistorio.

Por el lado del incremento de ingresos, explica el alcalde, el plan de mejora de la recaudación ha permitido ingresar más de 1,6 millones de euros más de los previstos inicialmente en el presupuesto. “Sólo hay dos formas de recaudar más: subir los impuestos o recaudar mejor. En Vila-real hemos bajado los impuestos, con la congelación del IBI y la eliminación del ICIO, por lo que el incremento de ingresos ha venido dado por una mejor política de recaudación basada en dos premisas: que los que deben dinero al Ayuntamiento lo paguen, en particular las empresas, y dar facilidades a aquellos que no pueden pagar para que puedan hacerlo poco a poco”, explica Benlloch. Esta política ha permitido, tal como ha adelantado el alcalde, incrementar la capacidad de recaudación y reducir los ingresos de dudoso cobro en un 7,4%. La revisión de las tasas por la prestación de servicios municipales y los 75.000 euros ingresados por parte de la Generalitat en cumplimiento del convenio por la Biblioteca de Pío XII, “de un total de deuda de más de 13 millones de euros”, también han contribuido a incrementar el capítulo de ingresos.

“Este ahorro”, puntualiza el alcalde”, lo hemos conseguido manteniendo la apuesta por los servicios públicos, sin despedir a ningún trabajador municipal y haciéndonos cargo del pago de 9 millones de euros que se debían a proveedores de la anterior legislatura, además de las expropiaciones de la ronda Sudoest, así como manteniendo la atención a las personas como nuestra principal prioridad”, valora Benlloch, para quien la gestión llevada a cabo durante este año por el equipo de gobierno ha permitido “poner en marcha un Vila-real que el PP había tenido paralizado y que ahora está avanzando”.

En cuanto al destino de los casi 11 millones de euros de remanente logrados en 2012, el alcalde ha puntualizado que se incorporarán al presupuesto en el próximo pleno ordinario, previsiblemente el lunes que viene. “Estos 11 millones de euros que hemos conseguido ahorrar no significan que disponemos de 11 millones más para gastar. Hay muchos compromisos a los que el Ayuntamiento debe hacer frente y esperamos que el Gobierno central no nos obligue a destinarlo únicamente a pagar a los bancos, porque nos negamos”, recalca Benlloch. “Gestionar los empastres del PP y los urbanísticos, acabar y abrir las infraestructuras paradas y seguir trabajando por ayudar a las personas que lo necesitan” son, según detalla el primer edil, algunos de los objetivos del equipo de gobierno. El impulso a la Ciudad de la Ciencia y la Innovación y de planes de empleo “si el Gobierno nos lo permite” son otras de las líneas que avanza Benlloch para “mirar hacia el futuro” de la ciudad.

Subir