elperiodic.com
SELECCIONA IDIOMA
Valencià

El Gobierno reanuda los trabajos para proteger a l’Albufera frente a las aguas contaminadas

El Gobierno reanuda los trabajos para proteger a l’Albufera frente a las aguas contaminadas
  • Esta actuación, declarada de interés general del Estado, tiene un carácter prioritario y urgente por la Ley 11/2015, de modificación del Plan Hidrológico Nacional

  • El objetivo del proyecto es la intercepción de los vertidos que se producen en las acequias en tiempo seco, así como los que se producen durante los episodios de lluvias, debido a las descargas de los sistemas unitarios de aguas residuales

  • Se prevé la reanudación de las obras, suspendidas en julio de 2012 a causa de dificultades técnicas, en el próximo mes de septiembre, a cargo de la mercantil TRAGSA como medio propio instrumental de la administración

MÁS FOTOS
El Gobierno reanuda los trabajos para proteger a l’Albufera frente a las aguas contaminadas - (foto 2)
El Gobierno reanuda los trabajos para proteger a l’Albufera frente a las aguas contaminadas - (foto 3)

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Júcar, O.A., Miguel Polo, ha participado, junto a la Delegada del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Gloria Calero, la concejala del Ciclo Integral del Agua del Ayuntamiento de València, Elisa Valía, y representantes de las empresas públicas Acuamed y Tragsa, en una visita técnica de inspección a las obras de la actuación denominada “Reordenación de la infraestructura hidráulica de la huerta y red de saneamiento del área metropolitana de Valencia”, que ha tenido lugar en las instalaciones del tanque de tormentas de Sedaví. Se trata de una actuación de interés general del Estado, que fue declarada como prioritaria y urgente por medio de la Ley 11/2015, de modificación del Plan Hidrológico Nacional, catalogada como actuación sin recuperación de costes.

Esta actuación, que tiene carácter medioambiental, tiene por finalidad la protección del lago de l’Albufera de València frente a la entrada de aguas contaminadas por los vertidos de aguas residuales producidos en once municipios de la fachada oeste del parque natural, entre Silla y València. Vertidos que se producen en tiempo seco y en episodios lluviosos, como consecuencia de las descargas de los sistemas unitarios de aguas residuales de dichos municipios.

El proyecto contempla la ejecución de una extensa red de colectores para la intercepción de los citados vertidos, que comprenden 8,8 km de nuevos ramales de la acequia de Favara y 9,6 km de conducciones diversas, así como la disposición de seis depósitos de retención enterrados con una capacidad total de almacenamiento del orden de 100.000 m3. De este modo, en tiempo seco, los caudales que se intercepten en la red de ramales de la acequia de Favara, almacenados en un depósito, se bombearán al colector oeste; por su parte, en episodios lluviosos, los caudales almacenados en los tanques de tormenta, cuando las condiciones hidráulicas de la red de saneamiento lo permitan, serán bombeados de forma controlada hacia la depuradora de Pinedo para su tratamiento adecuado. Las obras contarán con un completo sistema de automatización y control remoto.

La previsión del proyecto, según los estudios efectuados al efecto, es que, en un año medio, este sistema podría interceptar del orden de la mitad de la contaminación que actualmente estaría recibiendo el lago de l’Albufera durante los episodios lluviosos.

Las obras del proyecto comenzaron en marzo de 2010 y, tras 26 meses de ejecución, fueron suspendidas temporalmente en julio de 2012, debido a la necesidad de resolver unas cuestiones técnicas surgidas durante el desarrollo de los trabajos. Se habían invertido un total de 27,42 millones de euros, lo cual representaba el equivalente al 70 % de lo presupuestado. Determinadas circunstancias dificultaron la reanudación de las obras, por lo que en abril de 2021 se resolvió el contrato, por mutuo acuerdo, entre Acuamed y la empresa contratista.

En consecuencia, ante la importancia que tiene la reanudación y terminación de las obras lo antes posible, para su puesta en servicio, en cumplimiento del objetivo ambiental de protección del lago de l’Albufera, Acuamed ha encargado la realización de las obras pendientes a la empresa Tragsa, como medio propio instrumental de la Administración, con un presupuesto de 9,8 millones de euros y un plazo de ejecución de 15 meses. Así pues, la previsión de reanudación de las obras apunta al próximo mes de septiembre de 2021, por lo que el horizonte de finalización y puesta en servicio se situaría a principios de 2023.

Miguel Polo ha hecho hincapié en la importancia de estas obras y en su consideración conjunta e integrada con otras como los terciarios de las EDARs de Albufera Sur y Sueca (con filtros verdes y reutilización), así como la futura sustitución del colector oeste por otro colector que conducirá las aguas a una nueva EDAR con objeto de descargar la planta de Pinedo. Con todo ello, el problema de calidad de las aguas en l’Albufera podrá resolverse, aliviando al mismo tiempo la carga que soporta la EDAR de Pinedo. Asimismo, los ahorros producidos por la modernización de la Acequia Real del Júcar contribuirán a incrementar las aportaciones de aguas limpias al lago.

Gloria Calero ha resaltado la importancia de haberse conseguido una solución para la reanudación de las obras paralizadas durante tantos años, con voluntad política y diálogo, recalcando el compromiso del Gobierno de España con las iniciativas que permitirán sanear los caudales, suponiendo un impacto positivo directo sobre l’Albufera, de modo que el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico tiene previstas inversiones en el entorno del lago que superan los 100 millones de euros. “Soluciones todas ellas que nos permiten enfrentarnos mejor al cambio climático y seguir trabajando para que las futuras generaciones puedan seguir disfrutando de este paraje único”, ha destacado la delegada.

Por su parte, Elisa Valía ha incidido en que, aparte de todas las cuestiones ya resaltadas relativas a las mejoras que se esperan para l’Albufera y su entorno, la ejecución de las obras del proyecto supondrá también unos beneficios inestimables sobre las playas de la zona, en especial y por su nivel de degradación, la de Pinedo.

“Como Ayuntamineto de València, sabemos que el gobierno de España no sólo nos escucha, sino que cristaliza su compromiso con uno de nuestros tesoros más valiosos, l’Albufera, a través de la movilización de recursos que mejorarán enormemente la calidad del agua, que es su principal problema. Además de la finalización de los tanques de tormenta, el Ministerio invertirá, a través de la Confederación Hidrográfica del Júcar, impulsa la reordenación del saneamiento en l`Horta Sud y la construcción de la nueva depuradora que evite la llegada de vertidos al lago y su entorno”, ha subrayado Valía.

Todos han convenido, finalmente, en que es preciso continuar con la colaboración existente entre las Administraciones competentes en el espacio (Estado, Generalitat Valenciana y Ayuntamiento de València), en un prisma de aunar voluntades, consenso y corresponsabilidad, que habrá de redundar necesariamente en una mejora sustancial de las condiciones del parque natural de l’Albufera, verdadero objetivo de todas las actuaciones.

Subir