30 de noviembre de 2020 30/11/20

Las visitas a domicilio de enfermería aumentan un ocho por ciento en el Departamento de Salud de Sant Joan

  • La educación para la salud del paciente crónico y sus cuidadores y el seguimiento de la enfermedad centran la labor domiciliaria de estos profesionales

En el primer semestre de 2010, los profesionales de Enfermería de los centros de atención primaria adscritos al Departamento de Salud Alicante – Sant Joan d’Alacant han realizado un total de 19.394 visitas a domicilio, aproximadamente un ocho por ciento más que en el mismo período de 2009.

Este aumento paulatino de las visitas se debe en parte, como explica la coordinadora de Enfermería del Centro de Salud de El Campello, Loreto Cruz, a que “en los últimos años hay más población que sufre patologías crónicas, debido a que la esperanza de vida es mayor, y hay más personas que no pueden desplazarse hasta los centros de atención primaria por su avanzada edad o porque su problema de salud se lo impide”.

Como consecuencia de esta realidad y dentro de la atención integral, individualizada y de calidad de la enfermería de atención primaria, uno de los pilares de actuación es la visita domiciliaria dirigida a ese sector de población que no puede acudir al centro. Dicha visita pretende, a través de las actividades de promoción para la salud y de prevención, potenciar hábitos saludables y habilidades, tanto en los pacientes como en sus cuidadores para que éstos sean autónomos y participen activamente en el cuidado de su patología crónica. Asimismo, realizan actividad asistencial a domicilio (curas, inyectables…) si un paciente lo requiere por su situación.

El primer paso que realiza la enfermera de referencia en la educación para la salud domiciliaria, es la recogida de información sobre el grado de conocimientos que poseen el paciente y el cuidador sobre hábitos saludables y su disposición para llevarlos a cabo; en segundo lugar, establece los objetivos y actividades que se van realizar para conseguir una mejora en este sentido (siempre con la participación activa del paciente y sus cuidadores), resuelve las dudas que se puedan plantear y, por último, evalúa periódicamente la consecución de esos objetivos.

“Una vez se evalúa que se han conseguido los objetivos pactados con el paciente y su cuidador y que participan activamente en el autocuidado de su patología crónica, se da el alta enfermera en cuanto a la educación sanitaria, pero se seguirán realizando las intervenciones atendiendo a su patología crónica, por el profesional que precise”, apunta el director de Enfermería de Atención Primaria, Miguel Ángel Núñez. Tanto la programación de las visitas como las revisiones están informatizadas, ya que se programan en la agenda que tiene cada enfermera en la historia clínica de Abucasis.

Formación del cuidador en beneficio del paciente crónico
En el cuidado del paciente a domicilio es fundamental asimismo el papel del cuidador principal, por lo que se hace necesario que éste último disponga de una formación adecuada e información sobre los recursos sociales de los cuales se puede servir en beneficio del paciente.

En este sentido, “las enfermeras del centro de salud de El Campello”, informa Loreto, “con la colaboración de las auxiliares de enfermería y la trabajadora social, llevamos dos años realizando un programa de educación para la salud grupal dirigido a la formación de los cuidadores principales y a potenciar las redes de comunicación entre ellos. Esto les permite aprender mucho y resolver sus dudas sobre la patología crónica y, en definitiva, repercute en la mejora del paciente, ya que lo que perseguimos es que sean lo más autónomos posible”.

Algunas de las patologías crónicas que ven a domicilio son la diabetes, la hipertensión, anciano frágil, enfermedades degenerativas osteoarticulares, accidente cerebrovascular o la esclerosis múltiple.

Subir