18 de septiembre de 2020 18/9/20

Romeu propone que el nuevo Código Penal incluya la inhabilitación para quien malgaste dinero público de manera temeraria

  • "La incompetencia grave en la gestión del dinero de todos no puede ser castigada sólo en las urnas" proclama el dirigente socialista

  • Para Romeu “la reforma del Código Penal que ha presentado el Gobierno de Rajoy se queda corta”

  • El vicesecretario del PSPV ha presentado su libro "Hasta aquí hemos llegado" este viernes en A Coruña

El vicesecretario del PSPV-PSOE, Francesc Romeu, propone una reforma del Código Penal que incluya penas de inhabilitación para aquellos cargos públicos cuya incompetencia temeraria en la gestión suponga un quebranto grave de las arcas públicas. Para el dirigente socialista "la historia reciente de España está llena de monumentales fiascos que han costado miles de millones de euros de todos y de los que nadie se hace responsable". Según Romeu "conforme se desarrolla nuestra democracia se deben establecer mecanismos más eficaces para evitar que el dinero de todos se malogre por culpa de casos de incompetencia temeraria". Por ello, en su opinión, "hay que consagrar en nuestro ordenamiento jurídico normas que sirvan de elemento disuasor ante determinadas tentaciones". De la misma forma que los empresarios y emprendedores de este país "miran con lupa cada inversión que hacen porque se juegan su capital" los gestores públicos "deben hacer lo mismo pero, como lo que se juegan no es su patrimonio sino el de todos, la ley debe tener mecanismos previstos para que los responsables políticos no manejen los fondos del erario con ligereza".

Romeu ha hecho estas declaraciones durante la presentación de su libro "Hasta aquí hemos llegado. Propuestas para cambiar la realidad" que ha realizado en A Coruña. La obra, cuya primera edición ya está a punto de agotarse, se puede adquirir en la plataforma Amazon dada la creciente demanda que tiene desde su publicación a principios de este verano. Esta propuesta, como otras incluidas en el libro, se transformará en una enmienda que se presentará en la Conferencia Política que el PSOE celebrará este mes de octubre. Para Romeu, esta reunión "es la oportunidad perfecta que tenemos los socialistas para emerger como un partido de gobierno y, sobre todo, como el partido que propone soluciones para salir de la crisis, crear empleo, regenerar nuestra democracia y entrar en el siglo XXI con garantías de prosperidad y mantenimiento del Estado del Bienestar".

Para Romeu, la reforma del Código Penal que ha presentado este viernes el Gobierno “se queda corta” en lo referente a los delitos de corrupción “porque el uso temerario e irresponsable de los fondos públicos no puede ser corregido sólo mediante las herramientas políticas”. De esta forma, Romeu propondrá a sus compañeros del Congreso de los Diputados que incluyan su propuesta durante la tramitación parlamentaria del nuevo Código Penal mediante la presentación de las correspondientes enmiendas. “Si el Gobierno de Rajoy quiere de verdad ejecutar políticas de desarrollo de nuestra democracia en aras de una mayor transparencia, ahora tiene una buena oportunidad de hacerlo admitiendo las enmiendas que harán los socialistas al respecto”.

Durante su intervención, Romeu ha recordado algunos casos de verdadero despropósito con el manejo de los fondos públicos. Así, ha recordado los aeropuertos fantasma de Castellón, Guadalajara, Badajoz o Huesca; la ciudad de la Cultura de Santiago de Compostela o la ciudad del Circo de Alcorcón. "Han sido malas ideas, peor gestionadas y terriblemente terminadas que han supuesto pérdidas millonarias para los ciudadanos. Es verdad que, hasta ahora, la responsabilidad de una mala gestión política se dirimía en las urnas pero si alguna lección podemos extraer de la crisis económica es que los ciudadanos quieren y deben exigir mayor rigor en el manejo de los fondos públicos y, por ello, simplemente con perder las siguientes elecciones no es suficiente".

Por ello, según Romeu "es necesario una reforma del Código Penal que incluya penas de inhabilitación para aquellos gestores públicos que, de manera temeraria y manifiestamente dolosa -que decimos los juristas- dilapiden los fondos públicos". Para Romeu "con todas las garantías procesales porque estamos en un Estado de Derecho, que sean los jueces los que determinen si una determinada gestión puede ser calificada como de incompetencia criminal y, si es así, los ciudadanos tienen derecho a saber que los responsables, al menos, no podrán volver a ocupar un cargo público durante una larga temporada.

Subir