2 de marzo de 2021 2/3/21

Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto

Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 1)
  • Este pasado fin de semana se han llegado a llenar algunas calas aunque no se superan los tiempos precovid

MÁS FOTOS
Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 2)
Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 3)
Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 4)
Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 5)
Peñíscola registra un repunte de ocupación en agosto - (foto 6)

El dispositivo de seguridad en playas estructurado por el Ayuntamiento de Peñíscola cuenta con un dron con inteligencia artificial que realiza hasta 4 vuelos diarios para supervisar la ocupación de las mismas. Esta herramienta confirma la alta capacidad de carga que pueden soportar las playas urbanas de la localidad, las cuales han registrado un aumento de ocupación en este fin de semana del ecuador del mes de agosto.

Los vuelos son apenas perceptibles por los usuarios, ya que el dron es altamente silencioso y debe sobrevolar el agua y no el arenal. Gracias al sistema de inteligencia artificial, el dispositivo ha extraído datos de las playas urbanas durante los dos vuelos de la mañana y los dos de la tarde, identificando que los picos de ocupación se registran en los controles de las 13.30h.

El pasado fin de semana, con motivo de la celebración del festivo nacional del 15 de agosto, las playas de Peñíscola han superado el 50% de su capacidad. No obstante, según los datos extraídos, los arenales han mantenido un margen amplio hasta llegar a completar su aforo, que es de 10 metros cuadrados por usuario o grupo de usuarios.

La concejala del área de Turismo y Playas, Raquel París, ha subrayado que "las Playas de Peñíscola son suficientemente amplias como para alojar a miles de usuarios con amplitud", añadiendo que "si atendemos a las restricciones que indican un espacio por persona aún menor, de 4 metros cuadrados, los porcentajes serían menores y contemplariamos una capacidad de carga de las playas aún superior; sin embargo, estamos optando por realizar los cálculos atendiendo a 10 metros cuadrados por usuario".

Teniendo en cuenta que el aforo máximo se sitúa en, aproximadamente, 26.000 usuarios, "continúa quedando margen suficiente para albergar a un mayor número de bañistas". Tal y como establece el decálogo de normas de uso de la playa, los bañistas deben respetar los dos metros de distancia entre usuarios, "normas cuyo grado de cumplimiento es elevado hasta ahora, gracias a la responsabilidad de los usuarios y al esfuerzo que el dispositivo de seguridad en playas desplegado está efectuando para informar y resolver dudas a aquellos usuarios que no conocen la normativa" ha valorado París.

El sistema de control de aforos a través del dron que el consistorio ha puesto en marcha para los meses de julio y agosto "es muy poco invasivo, pasa desapercibido y los usuarios de la playa no se ven violentados por este sistema de videovigilancia que a nosotros nos garantiza el conocimiento del estado de la ocupación en playas a tiempo real para poder desplazar bañistas a sectores de la playa menos saturados, garantizando así un uso seguro de nuestro litoral" ha manifestado la concejala.

Vigilancia en las calas naturales

Ante el aumento de ocupación en las playas urbanas de la localidad, la Policía Local de Peñíscola intensificó este pasado fin de semana la vigilancia en las calas naturales del litoral sur. Los agentes recorrieron los distintos espacios para recordar a los bañistas las normas de uso, así como para restringir el acceso una vez completada su capacidad. "Desde el Ayuntamiento se está realizando un esfuerzo enorme por garantizar la seguridad en nuestras playas y calas”, ha finalizado París.

Subir