29 de febrero de 2020 29/2/20

El PSPV-PSOE pedirá en los ayuntamientos la dimisión de Fabra por su "intolerable actitud"

El PSPV-PSOE pedirá en los ayuntamientos la dimisión de Fabra por su "intolerable actitud" - (foto 1)
  • La moción manifiesta la incapacidad de Fabra para impulsar medidas contra la crisis y el constante desprecio a las formas democráticas

MÁS FOTOS
El PSPV-PSOE pedirá en los ayuntamientos la dimisión de Fabra por su "intolerable actitud" - (foto 2)
El PSPV-PSOE presentará mociones en los Ayuntamientos de Castellón para pedir la inmediata dimisión del Presidente de la Diputación, Carlos Fabra, por “el reconocimiento expreso sobre su manera de actuar en política, al ser un permanente escándalo su permanencia en el cargo de representatividad municipal que ostenta”. Así se acordó en el foro de alcaldes y portavoces del partido que ha tenido lugar esta tarde en la sede del partido en Castellón. En la moción se acuerda también “reprobar la acción del Presidente de la Diputación de permanente insulto y menosprecio a las formas democráticas, a los procedimientos establecidos y a los legítimos representantes de los ciudadanos y las instituciones políticas”. El tercero de los puntos contempla “exigir al Fabra una pública rectificación y las consiguientes disculpas por su intolerable actitud”.

La moción se presenta a raíz de la noticia hecha pública el pasado 24 de febrero en la que se reproducían unas afirmaciones del Presidente de la Diputación Provincial, Carlos Fabra, en las que se vanagloriaba de que “quien gana las elecciones coloca a un sinfín de gente, y eso es un voto cautivo”, así como indicaba que “yo no sé la cantidad de gente que habré colocado en 12 años, no lo sé. Pero entre Penyeta, Hospital, Instituto de Promoción Cerámica, Escuela Taurina, la Diputación, el Puerto,.... Ni sé”.

Los socialistas argumentan en la moción que, independientemente del contexto en que se produjeron esas palabras, "importa mucho más el contenido de aquello que manifiesta la persona que desde 1995 dirige autoritariamente y con formas poco democráticas la Diputación de Castellón", y en este sentido, insisten en que "es el reconocimiento del uso perverso de las administraciones públicas para aumentar el poder político de una persona, gastando el sectarismo y el clientelismo como norma rectora habitual de su actuar político".

En la moción también se hace mención al gran número de asuntos judiciales y fiscales en los que se encuentra imputado, todos relacionados con el uso y abuso del poder político para sacar beneficio personal, que convierten a Carlos Fabra en un referente de todo el estado español de cómo no se tiene que ostentar un cargo público, “avergonzando con ello a toda la ciudadanía de la provincia, y que con las afirmaciones realizadas, retratan un modelo caciquil y autoritario de hacer política y de entender el sistema de democrático”.

Para los socialistas, "los insultos y la descalificación permanente de esta persona para referirse a nuestros representantes institucionales y políticos no aportan nada al debate democrático, subestimando de forma sistemática tanto a socialistas, como a populares y al resto de partidos políticos, devaluando la calidad democrática de la provincia y obligando a los políticos que tanto menosprecia a restituirla con su honesto y constante trabajo".

En el documento también se hace constar que Carlos Fabra "no sólo ha demostrado su incapacidad para impulsar las medidas económicas que necesita la provincia en momentos de dificultades como el actual, sino que su actitud ha sido de permanente falta de respecto a la sociedad y a los principios mínimos de la vida democrática".

Y para reforzar esa idea, se insiste en que hasta el momento de hoy, el Presidente de la Diputación de Castellón "no se ha dignado a explicar sus palabras ni mucho menos a pedir disculpas a la ciudadanía por las mismas, aunque en el pleno de la Diputación del 24 de febrero el portavoz socialista le lo pidió en varias ocasiones".

También recuerdan que el cargo que ostenta Carlos Fabra "no es ocupado por sufragio directo de la ciudadanía, sino por la elección hecha por los alcaldes y concejales de la provincia de Castellón, que son en último término los responsables de la permanencia continuada en el cargo de esta persona en la Presidencia de la Diputación Provincial. Es por ello que las corporaciones tienen la obligación política y moral de tomar cartas en este asunto para dar una salida honorable a la institución que representa los valores de los municipios de Castellón, colapsada por la figura de la persona que trata de mantenerse a su cabeza, y que no puede continuar en la misma ni un día más".

"Los representantes municipales –añade la moción- no podemos consentir que el máximo representante de alcaldes y concejales en la provincia extienda una sombra de duda sobre nadie. La ciudadanía ha de tener la seguridad de que las palabras del Presidente de la Diputación no són compartidas por nosotros, y que las mismas han delatado a Carlos Fabra como indigno representante de todos los que entendemos la responsabilidad local como una manera noble de servir a nuestros pueblos y ciudades".

Por último, insisten en que "conductas de este tipo denigran y son un desprecio a las personas y a la propia institución y son, en definitiva, una demostración del talante del actual presidente del Partido Popular de la provincia y de la Diputación Castellón".

Subir