30 de septiembre de 2020 30/9/20

Patrimonio halla importantes restos arqueológicos del siglo V a.C. en Monforte del Cid

  • Se trata de un conjunto de siete nuevos fragmentos escultóricos todos ellos correspondientes a representaciones de toros

 La Dirección General de Patrimonio Cultural Valenciano, dependiente de la Conselleria de Cultura y Deporte, ha hallado importantes restos arqueológicos del siglo V a.C. en Monforte del Cid.

La directora general de Patrimonio Cultural Valenciano, Paz Olmos, ha visitado esta mañana las excavaciones que se han realizado en la Estación Depuradora de Aguas Residuales de Monforte del Cid para conocer directamente los importantes hallazgos que se han realizado en esta actuación arqueológica.

Se trata de un conjunto de siete nuevos fragmentos escultóricos, todos ellos correspondientes a representaciones de toros, que se sitúan en el siglo V a.C.

Son ya catorce las esculturas ibéricas descubiertas en Monforte del Cid,  los siete toros descubiertos recientemente y dos que vieron la luz a finales del año pasado, a los que hay que sumar los ya conocidos como toros de Monforte, descubiertos en los años 70 y depositados en el Museo de Elche (cuatro piezas) y en el Ayuntamiento de Monforte (una pieza).

Estos hallazgos permiten situar en Monforte del Cid uno de los conjuntos escultóricos de época ibérica más importantes de toda España y el más importante conjunto de toros ibéricos de toda la península ibérica. Descubrimiento que ya ha llamado la atención de la comunidad científica arqueológica española, tal y como denota la visita realizada a la excavación de importantes personalidades del mundo académico.

Al igual que las descubiertas anteriormente, las esculturas fueron reutilizadas como mampuestos en la construcción de un edificio de planta rectangular de planta rectangular, datado entre el 150-50 a.C. (ss. II-I a.C.). Se trata de esculturas de toros que, una vez fragmentadas, fueron reutilizadas como sillares en la cimentación de un edificio religioso.

El origen de estas esculturas hay que situarlo en la gran necrópolis del Arenero del Vinalopó (partida de las Agualejas), sita a escasos 600 metros lineales, en la margen izquierda del río Vinalopó, desde donde fueron desplazadas para su reutilización en la construcción del citado edificio religioso, que ha podido ser identificado como una fontana sagrada.

Otros descubrimientos
El edificio sagrado en el que estaban reutilizadas las esculturas de los toros estaba construido en un lugar sagrado, entorno a un manantial, surgencia hídrica o fontana, en el cual se realizaban ceremonias religiosas en honor a las divinidades ibéricas, mediante libaciones y ofrendas.

Las vasijas cerámicas empleadas en tales ceremonias, una vez finalizadas, fueron arrojadas al interior de la citada fontana; siendo allí donde se han encontrado. Así, se han podido recuperar diversas piezas, cuya superficie exterior está ricamente decorada con motivos vegetales, geométricos y zoomorfos (aves y carniceros), en el denominada estilo Elche-Archena.

Junto a estas piezas, también fragmentadas, destaca un lote de diversas copas de barniz negro itálico que, al igual que las anteriores, fueron arrojadas al interior de la fontana tras la celebración de los rituales religiosos en los que se consumía y derramaba vino.

 

 

Subir