26 de septiembre de 2020 26/9/20

El IVACOR restaura la escultura de San Gregorio de Ostia en Torremanzanas

    La directora del Instituto Valenciano de Conservación y Restauración de Bienes Culturales, Carmen Pérez, ha presentado esta mañana la restauración de la escultura de San Gregorio de Ostia, patrón de Torremanzanas, llevada a cabo por el IVACOR.

    La talla de madera policromada de la imagen de San Gregorio de Ostia de la iglesia parroquial de Torremanzanas llegó al Institut Valencià de Conservació i Restauració de Béns Culturals, para su intervención a causa de las alteraciones sufridas por el paso del tiempo.

    San Gregorio de Ostia u Ostiense, al que se acudía desde época medieval como abogado contra las plagas de langosta, es uno de esos santos de los que se tienen escasos datos biográficos. Sabemos que entró muy joven en la orden de San Benito, en el monasterio de San Cosme y San Damián de Roma, donde destacó por su ciencia y virtud hasta el punto de ser nombrado abad del mismo pese a sus reticencias.

    El estado de conservación de la escultura de San Gregorio de Ostia era bueno, en general. Su soporte se encontraba estable ya que se trataba de una pieza del siglo XX y sus materiales son recientes y no han sufrido ataque de xilófagos y microorganismos.

    El estudio analítico de la talla en madera policro-mada del San Gregorio, representa indudablemente un trabajo interdisciplinar entre los estudios científicos y los trabajos de restauración para una adecuada recuperación de la funcionalidad y estética de una obra de arte.

    Proceso de restauración
    La talla de madera policromada que nos muestra la imagen de San Gregorio de Ostia, llegó al Departamento de Escultura policromada del IVC+R, para la intervención de las alteraciones sufridas por el paso del tiempo.

    El estudio previo a la intervención de esta obra, vino determinado por los informes de análisis científicos y las técnicas empleadas para los análisis fueron: Microscopía estereoscópica, Microscopía óptica MO con luz visible y ultravioleta, Microscopía electrónica de barrido con microanálisis SEM-EDX, delimitando las características de sus materiales mediante micro-muestras de policromía: pigmentos, cargas, caracterización de los diferentes estratos pictóricos empleados en la obra.

    Con ello, el inicio de la restauración se centró en una de las zonas más agredida, la de dorados, que requirió una mayor precisión para su intervención y el análisis nos señalaba que estaba compuesta de una fina capa de preparación blanca elaborada con yeso, en la que se detectaba silicio, bol amarillo, pan de plata y en superficie, corla de tonalidad amarilla.

    El estudio exhaustivo de fotografía, nos mostraba las patologías y alteraciones para la propuesta de una intervención con mayor precisión, así como el seguimiento y observación de éstas para aplicar una metodología concreta.

    La escultura de madera policromada de San Gregorio de Ostia, fue intervenida y su proceso de restauración constó de una primera fase mecánica, y una segunda fase físico-química puntual mediante una solución jabonosa neutra en la policromía de las carnaciones, así como la limpieza de dorados.

     

     

     

    Subir