28 de febrero de 2021 28/2/21

El equipo de Gobierno llevará un borrador de convenio sobre la permuta del Palacio de Justicia a la próxima Junta de Gobierno

El equipo de Gobierno llevará un borrador de convenio sobre la permuta del Palacio de Justicia a la próxima Junta de Gobierno - (foto 1)
  • El borrador contempla la permuta del edificio por el edificio de los antiguos juzgados reformado, el centro de salud del Rabaloche, el Ahogadero de la Seda de San Antón y 230.000 euros en metálico

El alcalde de Orihuela, Monserrate Guillén, y la primera teniente de alcalde, Antonia Moreno, han presentado hoy el borrador del convenio relativo a la permuta del Palacio de Justicia que se llevará para su aprobación a la próxima junta de gobierno local y que se ha visto hoy en junta de portavoces. Este órgano rechazará el borrador de convenio que remitió la pasada semana la Conselleria de Justicia, el cual contemplaba la cesión gratuita del Palacio de Justicia. El acuerdo también contemplaba que la institución autonómica entregaría los antiguos juzgados convertidos en oficinas con un máximo de inversión realizada en las obras de 1,5 millones de euros.

Así, el borrador de convenio que será aprobado por la junta de gobierno y remitido a la Conselleria de Justicia, contempla que el edificio del Palacio de Justicia, cuyo valor es de 5,6 millones de euros, se permute por los antiguos juzgados, que valen 2,1 millones de euros, con una inversión de un millón de euros en su remodelación. El Ayuntamiento será el que decida que uso se le dará al edificio, si bien la Conselleria de Justicia deberá redactar el proyecto, al que el Ayuntamiento de Orihuela deberá darle el visto bueno, licitar las obras y adjudicarlas. Este trámite deberá realizarse en un plazo de nueve meses a partir de la firma del convenio. Según el acuerdo, la Conselleria de Justicia deberá construir el centro de salud del Rabaloche en el solar de la plaza de la Salud. Las obras tendrían un coste de 2,1 millones de euros y el plazo de construcción sería de un año a partir de la firma del convenio. La Generalitat debería ceder el edificio del Ahogadero de la Seda de San Antón, cuyo valor es de 100.000 euros y pagar en metálico, en un único pago realizado en 2014, los 233.000 euros que restarían de la diferencia del valor entre ambos edificios.

“Hay informes que dicen claramente que es la junta de gobierno la que debe aprobar o no el convenio”, ha dicho el alcalde, quien ha añadido que el secretario municipal también ha indicado que el intercambio de titularidad de los inmuebles debe realizarse mediante una permuta y no con una cesión gratuita. “Esperamos que no se pongan pegas, pero si las hay, se puede negociar. No obstante, las cantidades son las que son y todo lo que no sea recuperar lo que se ha pagado es una pérdida de patrimonio para Orihuela, por lo que no lo vamos a aceptar”, ha apuntado. Guillén ha considerado que el Ayuntamiento “pone mucho de su parte” porque, con el dinero que debería ser para el Ayuntamiento, se construye el centro de salud del Rabaloche, infraestructura que debería construirse con fondos de la Generalitat Valenciana.

Por su parte, Antonia Moreno ha señalado que las concesiones del Ayuntamiento en este sentido se hacen “por los ciudadanos” y ha pedido a la oposición que “se ponga de parte de su pueblo”. La primera teniente de alcalde ha señalado que el convenio incluye una cláusula de penalización. De este modo, si no se cumplen los plazos y como la titularidad de los edificios ya estará cambiada, el Ayuntamiento se quedará con ambos edificios. “Confiamos en que el conseller acepte este convenio y así sabremos si hay voluntad de solucionar un problema”, ha señalado Moreno, quien ha advertido que la institución municipal no transigirá con menos de esto porque “sería una humillación para el pueblo de Orihuela”.

Subir