28 de enero de 2020 28/1/20
Por J. P. Enrique
Solo es una opinión... - RSS

S. Gregori y la empresa maravillosa

    El Proyecto de  urbanización S. Gregori está, en estos momentos, en la mano de una serie de actores cuyo papel voy a intentar analizar.

    LA ASOCIACIÓN DE VECINOS A FAVOR DEL PAI.  Dirigida con el  optimismo de Enrique Daudí, esta asociación nació para intentar empujar, con voluntarismo, el atasco en el que  se encuentra la macro urbanización  nacida hace veinte años al calor de la especulación inmobiliaria.

    La Asociación, que agrupa a un sector de propietarios, empezó queriendo ser escrupulosamente legalista, hasta tal punto  que tomaron la decisión de que cada socio tenía que presentar su  escritura de propiedad para  conocer así cuantas hanegadas poseía y así  poder votar en las asambleas. De aquella legalidad han pasado a dejar participar en  sus asambleas a personas no propietarias de terrenos, permitiéndoles   incluso  que tomen la palabra para expresar sus opiniones y acusaciones.

     Añado que creo ver ingenuidad en la junta directiva cuando les escucho manifestar que tienen anotado que “tal día le hemos preguntado a la Señora Alcaldesa si  está dispuesta a  llevar adelante el proyecto y ella dijo con toda rotundidad que sí”.

    LOS PROPIETARIOS. Los hay de muchos tipos. Los hay voluntariosos que empujan para que el suelo en el que pusieron sus ahorros alcance cierto valor. Los hay que temen que esto encalle después de que la empresa cobre la cuota cero cero. Los hay que han tomado la vía judicial para defender sus derechos por considerar que se está  incumpliendo la legalidad.

    Al lado del interés legítimo de todos los propietarios en que el proyecto avance para salvaguardar sus intereses, tengo todas las dudas en saber cuántos de ellos estarán en disposición  de poner dinero para el pago de cuotas y cuantos simplemente esperan que comiencen las obras para que  su inversión tenga algún valor en el mercado e intentar  venderla.  Todos llevan sobre sus espaldas los gastos de urbanización que les supondrá tener la obligación de poner dinero para obtener una parcela  urbanizada cuyo valor (inferior o superior al dinero que pongan) dependerá  de si hay demanda de solares, y ya se sabe que los solares para construir son actualmente demasiado abundantes.

    Al lado de ellos se habla de progreso,  se escucha que es “el mejor proyecto de la Comunidad Valenciana”; se habla de la creación de puestos de trabajo, de la llegada de hoteles, de la riqueza  que generan los campos de golf y de que vendrán muchos turistas. Son argumentos ya escuchados en otros  proyectos urbanísticos.

    EL AYUNTAMIENTO. En el Consistorio está, por un lado, el equipo de gobierno formado por el PSOE-COMPROMÍS que han tomado algunas decisiones, no sé si con ciertas dudas, porque deberían tener, y no tienen, el apoyo de los técnicos municipales, y éstos, aferrados a la legalidad, según la Asociación “no paran de poner trabas”. Me temo que alguna poderosa razón tendrán para hacer los informes que están haciendo de acuerdo con las normas ¿pretende alguien que se las salten?

    LOS  POLÍTICOS.  El equipo de gobierno está diciendo que sí, pero  dan la impresión de  que, al margen de expresiones “fanfarroneras” como la del Sr. Arnandis (“si los técnicos no firman el acta de replanteo la firmaré yo”)  se esconden y tratan de  no mojarse demasiado, temiendo, tal vez, que con los informes técnicos en contra puedan cometer alguna ilegalidad, consciente o inconscientemente,  y que eso les lleve a tener que comparecer ante la justicia, algo que les importa muy poco a quienes huelen a cemento y sienten excitación en la sangre al tiempo que les viene a la mente  la palabra “progreso”, una palabra  que, en su versión negativa enseguida arrojan a la cabeza quienes piensan en un desarrollo moderado y sostenible.

    En desacuerdo con los pasos que se están dando se ha expresado María Jesús Sanchis en el boletín El Pla de Noviembre pasado. A su lado el PP sigue teniendo todas las dudas del mundo sobre  cómo se está gestionando.

    LA EMPRESA. Sobre la empresa se esconde el mayor de los misterios. A su lado el de la Santísima Trinidad es muy poca cosa.

    La promotora está representada por su gerente, Juan Lozano, una persona a la que cuantas veces le he requerido información sobre el balance de la empresa no me ha dado nunca ningún dato y se ha limitado a verter expresiones como que “es una empresa con mucho músculo”  y “con capacidad económica para poner el dinero suficiente para que se realice el proyecto en su totalidad”. Tal es la solvencia  que “la empresa asumirá el 6% de incremento de costes”  por la modificación del proyecto, y que puso 14 MM para comprar la deuda de los bancos.

    Al oír lo que dice el gerente de la empresa que le paga, alguien podría pensar que estamos ante un turoperador, un gran fondo de inversión, un gran banco o una gran constructora y si fuera así tranquilizaría saber que todo va a ir sobre ruedas y que los pagos que  realicen los propietarios  van a estar garantizados, y que sí tienen capacidad para asumir las enormes cifras que deben aportar para urbanizar el suelo de su propiedad, pero ¡oh misterio!  la capacidad económica de la empresa es una cosa privada y  no se puede acceder a ella.

    Ante la fe que el gerente demanda en cuanto a la solvencia de la maravillosa empresa que mueve esto, déjenme que yo exprese todas mis dudas y hasta  que tema que  pueda acabar como el rosario de la aurora,  con un gerente desaparecido llevándose consigo todos los alardes de músculo y de  capacidad económica tan enormes.

    MIS DUDAS ¿Fue correcta la decisión de adjudicar el proyecto a una empresa a la que antes se la había privado de tal condición por su insolvencia?  ¿Tiene capacidad económica la nueva empresa? ¿Tiene liquidez suficiente? ¿Podrá hacer frente a las cuotas de urbanización que le corresponden? ¿Por qué se oculta una información económica que es pública y está al alcance de cualquiera en el Registro Mercantil?  ¿Quién está detrás de la cara del gerente? ¿Por qué todos los técnicos municipales realizan informes que molestan? ¿Basta con un permiso de obra menor para entender que se han iniciado las obras? ¿Cuántos propietarios hay dispuestos a pagar las cuotas en medio de tantos terrenos propiedad de sociedades fallidas? ¿Qué pasa con el acta de replanteo? ¿Qué pasa con Costas? ¿Qué pasa con los servicios?  ¿Qué sucederá con la depuración? ¿Van a utilizar la obsoleta actual depuradora asestando un golpe mortal a toda la costa sur de Burriana? ¿Qué sucede con los informes ambientales? ¿Qué sucederá con las demandas en curso?

    ¡¡FELIZ NAVIDAD y que todo salga mejor de lo que pinta y que lo veamos con más luz!!

    Subir