23 de julio de 2019 23/7/19
Por Vicent Aparici
Apuntes en libertad - RSS

La insensibilidad del PSOE con La Vall

Un nuevo ejemplo de la falta de sensibilidad de las administraciones locales por parte del parido socialista, o sea Zapatero, o sea su representante en La Vall, Antonia García, ha aparecido en estos últimos días. Y van dos.

Hace un año, el gobierno socialista pedía a nuestro ayuntamiento la devolución de más de 700.000 euros de transferencias del estado. Ahora vuelve a la carga y nos pide la devolución de otros DOS MILLONES más. O sea los ayuntamientos pagamos las consecuencias del desgobierno económico del PSOE en España y perdemos año tras año transferencias del estado. Tomando como base el año 2008, en esta legislatura los valleros hemos recibido CUATRO MILLONES de euros menos.

Como dije alguna vez, el controvertido plan E, que Zapatero montó endeudando más a nuestro país, al final lo vamos a pagar los ayuntamientos en base a la reducción de las transferencias del estado. Era previsible.

Por tanto estamos ante un nuevo ejemplo de insensibilidad del partido socialista con los ayuntamientos y en concreto con La Vall.

Demasiados perjuicios para la economía local por malas decisiones socialistas. Menos ingresos por recortes de transferencias del estado, menos ingresos por falta de actividad económica, especialmente del sector construcción, por la crisis (8 millones menos de ingresos por impuesto de construcción que en la anterior legislatura) y más gasto en personal por las decisiones socialistas del gobierno de Antonia García en la que pasaron de 7 millones anuales de gastos de personal a 13 millones para el mismo concepto. O sea, Antonia García y su gobierno, dilapidaron en gastos superfluos la bonanza económica del periodo 2003-2007.

Por si esto no fuera suficiente hemos asistido a otras cuestiones de insensibilidad socialista con La Vall.

Mientras el cuartel de la guardia civil se va a arreglar porque la Diputación de Castellón colabora, sin tener por qué, con el 50% del gasto, el gobierno socialista se ha negado sistemáticamente a aportar alguna cantidad para el Centro Cultural Polivalente. Sí lo hacia sin embargo para un museo de un pueblo cercano gobernado por el PSOE.

Mientras a La Vall nos deniegan una y otra vez el edificio de INSS para ampliar el centro de salud a otros ayuntamientos cercanos se acude con inversiones millonarias para hacer edificios públicos.

Mientras a La Vall se le deniegan las ayudas pedidas a Fondos Feder para construir un Centro Integral de Empleo en un momento de paro acuciante, a un ayuntamiento cercano, gobernado por el PSOE, el mismo al que le dieron un millón para el museo, se le dan tres millones y medio de euros para embellecer el entorno del castillo.

Y a todo esto, asiste, impertérrita, la representante de Zapatero en La Vall y candidata del PSOE a la alcaldía. Si mover un dedo. Ni una sola gestión para que nuestro pueblo sea tratado como mínimo igual que ese pueblo cercano. No decimos mejor, decimos tan solo igual.

Ni por las actitudes económicas, ni por su comportamiento votando a favor de todos los recortes sociales que afectan a nuestros vecinos, ni por su defensa televisiva del voto en contra de las ayudas al sector productivo más importante de nuestra zona (el sector cerámico) ni por su comportamiento admitiendo el trato discriminatorio en perjuicio de nuestro pueblo, podemos admitir lecciones de nada de parte del PSOE.

Más bien al contrario, vamos a seguir impulsado las acciones de gobierno que han transformado de nuevo La Vall y vamos a segur trabajando por el bienestar de todos los valleros a pesar de Zapatero y su representante en La Vall.