22 de agosto de 2019 22/8/19
Por Carmen Vila Embid
Cosas mías - RSS

Imputada… El desenimputador que la desenimpute…

Si el abogado de Dª Cristina de Borbón y Grecia, el Sr. Roca no consigue esta vez, que la Infanta no quede imputada de nuevo (y van dos intentos). La Infanta tendrá que declarar por evasión de capitales y delito fiscal, según el auto del Juez Castro, el 8 de Marzo a las 10. de la mañana, día de la mujer trabajadora... ironías de la historia que suele cebarse con todo aquello que parece venirse abajo.

¿Conseguirá que la libren? La justicia en este país es una quimera... y no me alegra obviamente Pero tendría que ser así, quien la hace, la paga. ¿No es lo que se dice? Sea Agamenón o su porquero… O dispone también del paraguas vergonzoso de la inviolabilidad, eso se hereda? Y ya sé que no. Es sólo una ironía.

Deseo que acabe esta historia de una vez, y que cada palo aguante su vela..... A ver si ahora va de bo...(como en la pilota valenciana) El tiempo nos dirá si lo veremos y en qué queda realmente la imputación... muy protegidos han estado siempre la pareja. No me alegra señores esta situación porque sí a la corrupción se le suma la impunidad la democracia se nos viene abajo.

¡¡¡Ya estamos ahí, por desgracia!!!!

Y digo yo… No es que esté a favor de la impunidad ante un delito, pienso que todos debemos responder por igual ante la ley... Pero, ¿por qué los políticos se escudan, de antemano, ante el aforamiento y una princesa, o un rey no?
No podrá acogerse al derecho de declarar por escrito, porque ni es una persona aforada ni goza de ningún privilegio constitucional por ser la hija del Rey", "Desde el punto de vista jurídico y procesal la infanta Cristina es una ciudadana más, pero también es cierto que representa a una institución, la Monarquía, que es necesario preservar.

La aplicación de la ley penal puede diferir en función de la persona ante la que nos encontremos. Esto en principio puede chocar con el principio de igualdad (art 14 CE) y resultar un tanto de difícil comprensión.

El fundamento de estas inmunidades no debemos encontrarlo en razón del privilegio que tienen determinadas personas (como ocurría en el pasado) sino en la función que ciertas personas desempeñan en la sociedad lo cual requiere que en ciertas circunstancias el Estado renuncie a su derecho a exigir la imposición de penas (ej.: Inviolabilidad del rey o de diputados y senadores) o lo condicione a ciertos requisitos o trámites.

¡¡¡¡No dice nada de sus descendientes!!!!!

Os comento una cosa desde mi modesto proceder en este asunto. Sin entrar en valoraciones políticas ni jurídicas, tened presente una circunstancia siempre, siempre: Todos somos iguales ante la ley, sí es verdad, como recoge la constitución española, pero no es menos cierto, como me dijo un avezado jurista.... Pero no en su aplicación; por más que nos pese.

Así es, en la práctica, no hay la misma justicia dentro de las cortes generales que fuera, no hay la misma justicia entre las personas aforadas como las que no, etc.

Y permitirme decir algo, mejor que sea así, pensadlo. Habría que leer un poco más los clásicos, e incluso algo de Derecho Público Romano.

Y es que es cierto el dicho que saben todos los juristas: La justicia es arrogante con el débil y débil con el arrogante.

Espero haber arrojado un poco de luz ante tanta noticia que no nos deja ver el bosque que se quema poco a poco. Son las zonas oscuras de la democracia...

¡¡Ahhh!!... se me olvidaba: forma parte de un gobierno legítimo, donde nació, según sus pensadores, no era el mejor de los sistemas políticos... Por sus sombras...

¡¡¡Cosas mías!!!

 

ocultar
Imputada… El desenimputador que la desenimpute…
Subir