16 de septiembre de 2019 16/9/19
Por Francisco Planelles
Con su permiso - RSS

Evo, Diplomacia, café, y tortilla sin huevos

Al ojear la prensa quedé atónito “Entonces llegó.” y “El ex ministro chino”

“Entonces llegó el embajador español en Austria. Podía salir a España pero primero tenía que revisar el avión de la Presidencia. Dice que si queremos aterrizar en Las Palmas tiene que revisar el avión”. (El embajador de España en Viena) me dice que era un acuerdo de los cancilleres revisar el avión. Nuestro canciller no me informó nada de eso.

Señor García-Margallo, discúlpeme cuándo le dio instrucciones al Embajador Alberto Camero ¿estaba distraído, o desconocía la idiosincrasia del Sr. Presidente de Bolivia?

Señor Mariano Rajoy, vistos los acontecimientos debería haber destituido inmediatamente al Sr. Ministro. O, haber dimitido usted. .¡Menudo fandango le deja a su Majestad! ¡Con las ganas que le tienen!

Es mala cosa hacer negocios con la familia. Ya sabe, a la primera le salen con aquello de los quinientos años, el oro y la plata

Lo cierto es qué, en este mundo “Latino” campea a sus anchas la hipocresía, la opulencia desmedida y la miseria más cruel.

Los occidentales que importamos de China un sin fin de cosas útiles e inútiles. No los imitamos en lo fundamental, Es como aquello de hacer tortilla sin huevos.

El ex ministro chino de Ferrocarriles Liu Zhijun fue condenado a pena de muerte con suspensión de pena, que en general se conmuta por cadena perpetua, en el primer gran proceso anticorrupción bajo la presidencia de Xi Jinping.

El Tribunal Intermedio Número 2 de Pekín, responsable del caso, fue el encargado de emitir el veredicto tras haber encontrado al ex ministro culpable de soborno y de abuso de poder.

Liu, de 60 años, fue responsable de gestionar la gigantesca red de ferrocarriles chinos entre 2003 y 2011, hasta que la Comisión Disciplinaria del Partido Comunista de China (PCCh) abrió una investigación contra él por violaciones de la disciplina.
Sin comentarios

Al Paraíso, el pobre accede con sacrificio. El rico, cree que disfruta de libre acceso.

Le hablaba a mi nietecita de cuatro meses sobre la teoría de la relatividad, cuando ella, mirándome a los ojos, se puso a reír.

Dormir es un anticipo del eterno descanso.

De sueños se nutre la vida.

No es lo mismo dormir, que soñar.

El que come con la vista, debe limpiarse los lentes después de cada comida.

De los viejos, se aprende de su experiencia. De los niños, de su inocencia.

El coco no debe comerse con cáscara.

Para adelgazar, la sopa debe tomarse con tenedor.

Lástima que Charles Darwin no siguiera investigando. Seguramente nos hubiera conducido a Dios.

Quien da lo que tiene, no tiene precio.

La única herencia irrevocable son los genes.

A los padres se les menosprecia para no pagarles; a los hijos se les adula para cobrar.

En funeral ajeno, se llora la propia muerte.

Cada escritor se considera a sí mismo un Dios, cuando en realidad es un mendigo.

El único dolor real, es el propio.

El hombre, al huir del ayer, se precipita en el mañana.

La mujer se casa, al hombre lo cazan.

Vivir para ver, dijo un ciego.

Al hombre se le puede exigir pulcritud. Pero jamás lavarle el cerebro.

La curiosidad y la ignorancia son los padres de la ciencia.

El día que todos seamos iguales, ¡menudo trabajo para reconocernos!

Quien se ríe de los demás, es un infeliz. Quien se ríe de sí mismo, derrocha felicidad.

En el amor son muchas las posiciones y pocas las opciones.

 

 6 comentarios
JPE
JPE
11/07/2013 12:07
Chinos y americanos

Curiosos estos americanos que se dicen paladines de los derechos humanos y sin la intervencion de un juez quitan un pasaporte y luego ordenan a otros que bloqueen a un avión diplomatico y que vayan a chivarles lo que pueda haber allí. ¿Los chinos? Lo mismo pero más amarillos y con los ojos estirados.

ocultar
Evo, Diplomacia, café, y tortilla sin huevos
Subir