31 de mayo de 2020 31/5/20

La Policía Nacional detiene a una mujer como presunta autora de un delito de robo con violencia e intimidación

La Policía Nacional detiene a una mujer como presunta autora de un delito de robo con violencia e intimidación    - (foto 1)

    Agentes de la Policía Nacional han detenido ayer en Ontinyent a una mujer de 27 años, de origen español, como presunta autora de un delito de robo con violencia e intimidación, tras golpear en repetidas ocasiones a un joven para apoderarse de una bicicleta. La bicicleta valorada en unos 150 euros fue recuperada por los agentes.

    Las investigaciones se iniciaron al tener conocimiento los policías que una mujer tras propinar varios golpes a un joven se había apoderado de la bicicleta que llevaba.

    Durante las investigaciones, los agentes averiguaron que cuando el joven se encontraba en la calle con una bicicleta, se le ha aproximado una chica que ha intentado sustraerle la misma y al no conseguirlo, al parecer, ha comenzado a golpearlo con el puño cerrado, al mismo tiempo que le manifestaba “dame la bicicleta, es un regalo que le hice a mi novio”, hasta que ha conseguido apoderarse de ella.

    Continuando con las investigaciones, los policías averiguaron que la madre de la víctima le había comprado la bicicleta a una mujer por 150 euros. La citada bicicleta había sido de su hijo el cual había mantenido una relación sentimental con la sospechosa, que le había regalado la bicicleta.

    Una vez finalizada la relación, el joven se llevó sus pertenencias entre las que se encontraba la bicicleta a casa de su madre, y ésta posteriormente decidió vender la misma.

    La víctima fue atendida en un hospital de Ontinyent de las lesiones que presentaba.

    Como consecuencia de las investigaciones, los agentes averiguaron la identidad de la sospechosa y tras su localización en su domicilio fue detenida como presunta autora de un delito de robo con violencia e intimidación, así como recuperaron la bicicleta sustraída.

    La detenida, sin antecedentes policiales, tras ser oída en declaración fue puesta en libertad, no sin antes ser advertida de la obligación de comparecer ante la Autoridad Judicial cuando para ello fuese requerida.

    Subir