elperiodic.com
SELECCIONA IDIOMA
Valencià

Gran éxito de la celebración del dia de l’arbre

Gran éxito de la celebración del dia de l’arbre  - (foto 1)
  • La subida a los árboles fue la actividad más requerida entre los más pequeños

MÁS FOTOS
Gran éxito de la celebración del dia de l’arbre  - (foto 2)
Gran éxito de la celebración del dia de l’arbre  - (foto 3)
La celebración, por segundo año consecutivo en Ontinyent, del Día del Árbol, volvió a resultar un éxito entre los más pequeños de la población.

Desde las 12,00 horas el parque de La Glorieta se convirtió en el punto de encuentro de los niños ontinyentins, que acudían allí para participar de las actividades que el Ayuntamiento de Ontinyent, a través de la concejalía de Medio Ambiente, había organizado.

Según indica Filiberto Tortosa, concejal responsable del área, “fueron aproximadamente 300 los niños que disfrutaron de estas actividades, lo que demuestra que este tipo de iniciativas que tienen no sólo una finalidad lúdica, sino educativa, son acogidas de buen grando entre los más pequeños”.

La mañana del sábado estuvo amenizada con actividades como la subida a los árboles con arneses, cascos y todas las medidas de seguridad, “la actividad para la que más demanda hubo”, según manifiesta Filiberto Tortosa, quien añade que “también hubo diversos talleres y otro tipo de actividades, todo ello sobre temas relacionados con el medio ambiente y el cuidado de los árboles”.

Entre los talleres, los de manualidades y viverismo forestal, y como complemento a éstos, un mural gigante de los árboles, la actividad del árbol de la vida y un castillo hinchable, todo ello amenizado con animación musical durante toda la mañana.

Ya para el domingo, la concejalía de Medio Ambiente, en colaboración con la Colla Ecologista L’Arrel y ADEA Ecologistes en Acció, se organizó una excursión al Torrater para aclarar los árboles nacidos después del incendio del año 1994.

La actividad consistía en ir talando unos cuantos pinos para que los demás puedan crecer de forma más rápida y formar un pinar más alta y menos densa, con lo que se ayudaba a la naturaleza a seleccionar los pinos que darán frondosidad al paraje.

Durante las semanas anteriores, además, se ha procedido a la ya tradicional plantación de árboles por parte de los alumnos de los distintos centros de educación primaria de Ontinyent.

“Todas ellas son actividades de acercamiento y aprecio de los más pequeños a la naturaleza que tienen muy buena acogida entre el público al que va destinado”, indica Filiberto Tortosa, quien resalta la importancia “de concienciar a las personas, desde su infancia, de la importancia del medio ambiente”.  

Subir