25 de febrero de 2020 25/2/20

Morella ultima la importante actuación de canalización de las aguas del castillo hasta el depósito

Morella ultima la importante actuación de canalización de las aguas del castillo hasta el depósito - (foto 1)
  • Las aguas de escorrentía del castillo ya pueden pasar por debajo de la muralla y llegar al depósito. De esta forma, se evita una importante erosión, molestias y se aprovechará el agua

El Ayuntamiento de Morella está finalizando las obras de canalización de las aguas de escorrentía del castillo, en la zona de la Puerta Ferrisa. Esta acción permitirá que se eviten problemas de filtraciones en distintas zonas del castillo y una importante erosión, que se reduzcan las bajadas de agua en tromba por el castillo, la Plaza de Toros y el casco urbano y que se pueda aprovechar el agua. La canalización pasa por debajo de la muralla de la Puerta Ferrisa y ya llega hasta el depósito.

El alcalde de Morella, Rhamsés Ripollés, y el concejal de servicios, Amadeu Bordás, han visitado estas actuaciones. Bordás indicaba que “la evacuación de las aguas es una cuestión de máxima relevancia en el castillo, ya que se evitan filtraciones, numerosos problemas y se podrá almacenar el agua para distintos usos”. Hay que señalar que, además de los problemas que genera la bajada de aguas en tromba en el castillo, ésta pasa por la Plaza de Toros, la cuesta Trinquet y por calles como la Sant Julià. Con esta actuación, se pretende reducir esta bajada de agua.El edil también indicaba que “en los últimos años se ha avanzado mucho en la cuestión de la canalización de las aguas del interior del castillo hacia el exterior de la fortaleza”. Por último, el concejal explica que “se obligó a la empresa que realizó la actuación de la muralla de la Puerta Ferrisa a canalizar por debajo de la misma para completar la intervención con esta obra. Así, ahora ya se ha unido este punto con el depósito”.

Esta obra la está llevando a cabo la Brigada Municipal y, con ella, se conseguirá una mejor evacuación de las aguas del castillo. Cabe recordar que en esta cuestión se está avanzando mucho en los últimos años, ya que se han realizado varias canalizaciones para que el agua de escorrentía salga del castillo provocando la mínima erosión posible. Por ejemplo, en la obra de los muros de la Tahona, que se ejecutó en el año 2011, una de las cuestiones importantes de la actuación fue la canalización de las aguas, para evitar que se volviera a producir un derrumbe. De esta forma, esta nueva actuación continúa avanzando en esta cuestión tan relevante en la principal fortaleza de la localidad.

Subir