elperiodic.com
SELECCIONA IDIOMA
Valencià

Presentación del proyecto Empar en Manises

Presentación del proyecto Empar en Manises - (foto 1)
  • La solidaridad de unos padres de Manises hace posible el nacimiento de una nueva sede de la Fundación Hugo Pomar en la ciudad y pone en marcha el proyecto Empar

  • Terapeutas profesionales presentan una iniciativa centrada en la ayuda a niños en situación o riesgo de exclusión social

  • Servicios de proximidad a la infancia, como intervención terapéutica, acompañamiento en la inclusión educativa, ocio, free time o voluntariado son algunas de las muchas actuaciones que desarrollará este proyecto

MÁS FOTOS
Presentación del proyecto Empar en Manises - (foto 2)

Manises cuenta desde hoy con una nueva delegación de la Fundación Hugo Pomar, entidad sin ánimo de lucro que desarrolla programas de integración para personas en riesgo de exclusión social, abriendo de este modo las puertas, de par en par, a la solidaridad y la ayuda a niños en situación o riesgo de exclusión social.

Esto es posible gracias a la donación solidaria de unos padres de Manises que han tenido el gesto de ceder una vivienda de su propiedad, ubicada en la calle Vilafamés número 7 de Manises, donde la fundación Hugo Pomar tiene desde hoy su sede en Valencia.

Aquí, un equipo interdisciplinar de profesionales atenderá a padres y niños que necesiten de orientación y ayuda, poniendo en funcionamiento así el Proyecto Empar, iniciativa que lleva el nombre de la hija de los donantes de esta vivienda, Mª José y Paco.

Esta misma mañana, a las 12 h., ha tenido lugar la presentación del proyecto en la sede del centro, una cita a la que no han faltado profesionales de la educación y la salud, medios de comunicación y otros asistentes. La concejala de Bienestar Social en Manises, y representantes del Consistorio local, han acudido a un acto en el que han intervenido la presidenta de la Fundación Hugo Pomar, Otilia López, y las coordinadoras de la Delegación en Valencia, Encar Moya y Rosa Fernández.

Según la presidenta de la Fundación Hugo Pomar, Otilia López, “los fundadores de la Fundación Hugo Pomar decidieron crear un proyecto social al que destinar su patrimonio, ofreciendo programas de desarrollo e integración social, a través del arte. Y quisieron que fuera, sobre todo, un proyecto destinado a necesidades emocionales”.

Desde la Fundación Hugo Pomar, con sede en Tenerife, delegación en Madrid, y ahora también en Valencia, cada año se atiende a más de 200 personas en programas continuos en el tiempo. “Hemos trabajado mucho con la infancia. En 2011, el 50% de las intervenciones fueron con menores. Dos de los programas que llevamos a cabo son Los niños y niñas grabamos nuestro disco, basado en la musicoterapia, y un Programa de Voluntariado de Terapias Creativas centrado en la exclusión social”, ha añadido López.

Esta entidad emplea, como una de sus principales herramientas terapéuticas la expresión a través del arte y el desarrollo de la creatividad. Un autorretrato de Empar, la hija de Mª José y Paco, daba color a la sala donde se ha presentado el proyecto, a modo de homenaje solidario por el ofrecimiento de este espacio. Su terapeuta, Encar Moya, es psicóloga y lleva más de 6 años atendiéndola. “Empar es una niña muy especial, de 12 años de edad, con diversidad funcional y a la que le gusta sobre todo pintar, la música y la danza”.

“Hay mucho trabajo que hacer. Actualmente estamos atendiendo a siete familias y el proyecto Empar precisa difusión”, ha añadido Rosa Fernández, educadora social y experta en atención temprana.

Entre los servicios más demandados se encuentra el free-time. “Para los padres es importante contar con un tiempo y gente de confianza con la que poder dejar a sus hijos, como a partir de hoy será este lugar”, han añadido las terapeutas. Según ha explicado Rosa Fernández, “entre los servicios de proximidad infantil que ofrecemos a la familia se encuentra, además del free-time, el servicio de atención temprana, la intervención terapeútica en el desarrollo infantil, el acompañamiento en la inclusión educativa y la formación de voluntariado”.

La madre de Empar, Mª José, ha tenido palabras de agradecimiento para los profesionales responsables de llevar este proyecto adelante. “Desde el primer día me di cuenta que es muy importante para los niños la atención ambulatoria, que vean los ámbitos de los niños y este proyecto es una manera de que todos puedan acceder a esta ayuda. Al principio no sabés por dónde ir y es muy importante que las personas puedan ir a un sitio, tener confianza, tener buenos profesionales. Todo por los niños”.

En la presentación del proyecto se ha explicado que se va a intentar que el coste para las familias sea el mínimo posible, que la cuota sea simbólica y que las actividades puedan realizarse gratuitamente. Abiertos a toda la ayuda y financiación posibles, la Fundación Hugo Pomar está registrada en el Protectorado de Fundaciones Asistenciales del Ministerio de Sanidad, Política Social e Igualdad.

Cuando los profesionales detectan un niño con necesidades de apoyo, tal y como hoy se ha explicado en la presentación de este proyecto, se trasladan al centro escolar o al hogar para tener un primer contacto con la familia o profesores, realizan una valoración del niño y sus necesidades, hacen una propuesta del programa de intervención terapéutica y, a partir de ahí, proporcionan las pautas para la familia y el centro educativo.

Para obtener más información sobre el Proyecto Empar de Manises se puede llamar al teléfono 96 114 15 30 o enviar un correo electrónico a valencia@fundacionhugopomar.org. El horario de atención en el centro es de lunes a jueves de 10 a 14 y de 16 a 20 h.

Subir