4 de diciembre de 2020 4/12/20

Jairo Segarra se defiende bien en una etapa larga, dura y complicada

Jairo Segarra se defiende bien en una etapa larga, dura y complicada - (foto 1)
  • El Dakar ha entrado hoy en su terreno más complicado y dura ha sido la paliza que el piloto del equipo IPDC-Coves de Sant Josep ha tenido que darse para cubrir los 456 Km. de lucha contra el cronometro

  • Segarra se ha unido a su compañero y amigo Ciscar y juntos han realizado una etapa complicada no sólo por el recorrido por donde ha transitado, sino también por el calor y la altitud en algunos puntos de ésta

  • Al final el vallduixense conseguía las posición 62 y se sitúa en el puesto 58 de la clasificación general

MÁS FOTOS
Jairo Segarra se defiende bien en una etapa larga, dura y complicada - (foto 2)
Al llegar a noche al vivac, Segarra se ponía en contacto con la organización para hacerles ver que la penalización que le aplicaron era injusta y que no fue culpa de él no marcar el punto de paso sino del GPS que no funcionaba correctamente. Tras realizar las pertinentes verificaciones, la organización daba marcha atrás y le quitaban las 6 horas impuestas al final del cuarto día.

El día comenzaba a las 6 de la mañana para el piloto español y después de realizar los 90 Km. de enlace se ponía en marcha para luchar en una especial de verdadero Dakar. Al principio problemas con la niebla y el polvo dificultaron la conducción en unas pistas sinuosas y bastante pedregosas, después el calor y la altitud han hecho complicada la etapa de la jornada, así que tras más de 8 horas luchando contra el crono en los 456 Km. en la especial, Segarra cruzaba la meta y se situaba en el puesto 62 de la misma.

Jairo Segarra comentaba: "Tras retirarme la penalización vuelvo a estar en mi sitio y tenemos que continuar trabajando para intentar mejorar. La etapa de hoy ha sido larga, dura y el calor y las piedras han sido la tónica general, pero al principio de la especial nos hemos unidos Ciscar y yo y juntos hemos ido avanzando y ayudándonos mutuamente prácticamente durante toda la etapa, divirtiéndonos y aprendiendo yo de él. Cuando hemos llegado al CP 3 no podía casi ni respirar, me faltaba el oxígeno. El mercurio estaría por encima de los 45º y notaba que el corazón y la respiración se me aceleraban, estaríamos a más de 3.000 metros de altura. Tras el susto de la tercera etapa he aprendido que la hidratación es fundamental y hoy me habré bebido más 8 litros de agua".

Mañana se continúa con otra etapa puramente "dakariana" entre Antofagasta e Iquique de 598 Km. Los pilotos deberán cruzar un erg de 50 Km. que se puede complicar como ya pasó en la tercera etapa del rally. Para finalizar un tobogán de arena de casi 3 Km. con Iquique y las olas del océano Pacífico mirando a los participantes desde el horizonte.

Subir