4 de diciembre de 2020 4/12/20

Los institutos y colegios públicos elaborarán planes para facilitar el paso de los alumnos de Primaria a la ESO

  • Font de Mora presenta esta iniciativa reclamada por las familias

El conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, ha anunciado hoy la próxima elaboración de una orden por la que todos los centros educativos públicos deberán realizar un Plan de transición de la Educación Primaria a la Educación Secundaria Obligatoria.

Font de Mora ha señalado que “el cambio del colegio al instituto es uno de los momentos en el proceso educativo en el que la preocupación de las familias es más manifiesta”. “Es un momento muy delicado, tanto por la naturaleza del cambio como por la propia edad de los alumnos”, ha subrayado.

A este respecto, ha indicado que “aunque hay centros que ya trabajan en esta integración, lo que pretendemos es plasmarlo físicamente en una orden y regularlo de una manera estable y ordenada con un plan obligado”.

En este sentido, el conseller de Educación ha explicado que “la orden que estamos preparando recogería todos los aspectos de interés para favorecer esa integración y escolarización”. “Se pretende trabajar de forma coordinada con la participación de las familias y los elementos que configuran la vida escolar, de manera que se eviten los traumas que puedan surgir con este cambio y al objeto de favorecer la escolarización y la optimización de resultados”. La finalidad es favorecer esa integración en el cambio de centro y de etapa y disminuir los riesgos que pudieran existir, ha agregado.

El conseller ha destacado también la importancia de alcanzar una “transición gradual y progresiva, no rupturista ni traumática, desde diferentes puntos de vista, mediante la coordinación de la metodología didáctica, los programas educativos, los procesos de evaluación o las relaciones interpersonales, entre otros aspectos”. “Esto también redundaría en una mejora del rendimiento académico de los alumnos en la ESO”, ha dicho.

En este sentido, con la elaboración de los planes coordinados, se pretende “implicar a las familias en la nueva etapa educativa a la que se incorporan sus hijos, mejorar la atención a los alumnos en los IES, así como la preparación que se les da en los colegios”. “Las propias familias nos han solicitado alguna iniciativa en este sentido”, ha remarcado.

La medida podría entrar en vigor a partir del próximo curso 2011-12. En la elaboración y aplicación de los planes participarán conjuntamente cada uno de los Institutos de Enseñanza Secundaria y los colegios de Primaria que tengan adscritos- Estos deberán ser aprobados por los respectivos consejos escolares e incorporados al proyecto educativo.

Necesidad de facilitar la transición
El alumnado de Educación Primaria que cursa sus estudios en centros públicos tiene que cambiar de centro cuando pasa la etapa de Secundaria, una situación que puede resultar difícil para los estudiantes, teniendo en cuenta la organización tan diferenciada que existe entre los colegios y los institutos.

Además, no sólo se trata de una etapa educativa diferente, sino que cambia el número y el perfil del profesorado, los compañeros, la metodología, las relaciones personales, las formas de evaluación, etc.

Este cambio además se produce durante la pubertad, una época difícil en las relaciones con la familia y el entorno del alumno. Ello provoca que el alumno deba realizar un gran esfuerzo de adaptación, a veces con complicaciones que puede arrastrar durante toda la etapa y que pueden provocar una disminución del rendimiento e incluso el fracaso escolar.

La transición, lejos de convertirse en un problema, debería convertirse en una oportunidad para incrementar la madurez, la responsabilidad y el interés del alumno para acceder preparado y en adecuadas condiciones a una nueva etapa educativa más exigente y a un IES en el que se va a preparar durante cuatro años para acceder a otros estudios.

La Conselleria, por tanto, considera la necesidad de establecer un marco de colaboración y coordinación entre los centros de Educación Primaria y los institutos, plasmarlo a través del plan conjunto, respetando en todo caso la autonomía de los centros para concretar las acciones conducentes a mejorar la transición del alumnado de unos centros a otros.

Posibles acciones a realizar
Para que los alumnos superen con éxito todos estos cambios, la Conselleria de Educación está estudiando las posibles medidas que se incluirán en los planes de transición de Primaria y Secundaria. Entre ellas se plantea la coordinación y progresividad de los proyectos educativos y de los proyectos curriculares, la metodología y los procedimientos de evaluación seguidos en los colegios y los institutos.

Además, se aboga por que exista un conocimiento mutuo entre el profesorado del IES y el alumnado de los últimos cursos del CEIP; la realización de actividades conjuntas para un mejor conocimiento del IES y de su profesorado, como visitas, actividades culturales, clases, reuniones o charlas o la organización de actividades con los padres del alumnado del CEIP.

Otras acciones pueden ser la realización de proyectos y participación en programas de forma conjunta, la implantación de la figura del alumno-tutor, como ayuda para los nuevos alumnos del IES, el establecimiento de un sistema de orientación académica y profesional tanto en el CEIP como en el IES, la atención priorizada a los alumnos recién llegados por parte de todos los estamentos del IES según sus competencias o la organización de actividades de acogida tanto al alumnado como a sus familias.

 

Subir