28 de febrero de 2020 28/2/20

140 familias participan en el programa de acogida de niños de Chernobil

  • Blasco destaca la respuesta de los valencianos ante la llamada de la Fundación Juntos por la vida

  • Un total de 153 niños ucranianos viajarán en junio a la Comunitat

  • Desde los inicios se han contabilizado 3.000 acogimientos gracias a 800 familias

Un total de 140 familias de la Comunitat acogerán durante las vacaciones de verano a 153 niños, entre 5 a 17 años, de la región ucraniana de Chernobil. Unos proceden de familias con escasos recursos económicos y desestructuradas y otros, de las zonas afectadas por la explosión de la central nuclear de Chernobil, en su mayoría de la Región de Kiev.

Está previsto que lleguen a la Comunitat el próximo 17 de junio y permanezcan en los hogares valencianos hasta el mes de agosto. Según los datos de la Fundación Juntos por la vida, entidad responsable del programa de acogida, este año se ha producido un incremento en el número de familias que han solicitado su participación.

Los menores son seleccionados por un equipo de la asociación que anualmente viaja a Ucrania, teniendo en cuenta los aspectos sanitarios y socioeconómicos de los mismos. El proceso de selección es sencillo y entre los criterios de selección se encuentran, disponer de tiempo para dedicarles la atención necesaria y a ser posible, tener algún hijo en el hogar.

El Consell colabora con la Fundación Juntos por la Vida en este programa que inició hace más de una década. Desde entonces, cerca de 3.000 niños y niñas ucranianos han sido acogidos por 800 familias valencianas. En este sentido, el conseller de Inmigración y Ciudadanía, Rafael Blasco ha expresado su reconocimiento a la labor que en este sentido desarrollan “todas las familias valencianas, una actitud que pone de manifiesto la vocación de acogida y el carácter profundamente solidario de la sociedad valenciana”.

Estos niños –ha continuado Blasco- sufren todavía las consecuencias de la terrible catástrofe nuclear que acaeció hace 20 años. Desde la Generalitat sólo podemos ayudarles con nuestro afecto asó estamos organizando unas jornadas para el verano con el objeto de poder convivir y disfrutar una vez más de la experiencia con estos niños que son la esperanza de una zona contaminada, afectada, y en definitiva desilusionada”.

El programa resulta beneficioso para los niños que todavía sufren alguna secuela de la radiación, es aconsejable pasar períodos de descanso lejos de la zona contaminada. El Consell está cerrando la programación para este año en la que se realizarán actividades lúdicas y deportivas con los niños ucranianos y de otras nacionalidades que conviven en la Comunitat. Actualmente, “estamos desarrollando, a través de diversos programas, una serie de acciones con el objeto de sensibilizar a los ciudadanos de esta realidad que sufren las personas más vulnerables, los niños, en su país de origen” ha subrayado el conseller Blasco.

Subir