5 de diciembre de 2020 5/12/20

La Estrategia impulsa una “Vía litoral” para el tránsito de peatones y bicicletas

  • Recorrerá los 470 kilómetros del litoral valenciano, entre Vinaròs y Pilar de la Horadada

  • La “Vía litoral” conectará además 10 parques narturales y los 60 municipios costeros

  • 41 corredores para peatones y ciclistas comunicarán los principales espacios naturales de la Comunitat

La Estrategia Territorial de la Comunitat Valenciana prevé, entre otras medidas de planificación y gestión integrada de la costa, impulsar una “vía litoral” para el tránsito peatonal y de vehículos no motorizados.

La “vía litoral” recorrerá los 470 kilómetros del frente costero de la Comunitat, entre Vinarós y Pilar de la Horadada, que se recuperarán de esta manera para el uso público.

La secretaria autonómica de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda, Mª Ángeles Ureña, ha afirmado que esta iniciativa representa una “apuesta por el turismo sostenible y de calidad en nuestra franja litoral, que se pondrá en valor para el uso y disfrute de los ciudadanos”.

Uno de los aspectos centrales de la vía litoral es que vertebrará los espacios naturales de la costa, lo que supone articular 115.000 hectáreas de alto valor ambiental. De esta manera, 10 parques naturales, el 90% de los humedales protegidos y 23 Lugares de Interés Comunitario (LIC) estarán conectados “en red”.

Por ejemplo, podría emprenderse una ruta, sin solución de continuidad, por los parques naturales de la Serra d’Irta, el Prat de Cabanes-Torreblanca, Illes Columbretes, l’Albufera, la Marjal de Pego-Oliva, el Montgó, el Penyal d’Ifac, la Serra Gelada, las Salinas de Santa Pola y La Mata-Torrevieja.

Conexión con el interior
En una segunda derivada, el proyecto va más allá de una senda costera. Pretende articular los espacios naturales de la costa con los del interior, e incluso integrarse en el sendero europeo de gran recorrido E-10.

Todo ello podrá realizarse mediante 41 corredores para peatones y ciclistas, que permitirán desplazarse, por ejemplo, desde la Marjal dels Moros hasta la Serra Calderona; desde la Marjal de Almenara hasta la Serra d’Espadà o desde las Salinas de Santa Pola hasta el Hondo de Elche.

La geografía de la Comunitat se adapta los objetivos de esta iniciativa, no sólo por su extenso litoral sino también por las condiciones de sus playas. De hecho, la Comunitat cuenta con 265 kilómetros de playa (el 15% del conjunto del estado) que, en su mayor parte (cerca del 75%) son bajas y arenosas. Esto las hace especialmente adecuadas para fomentar el tránsito no motorizado.

Un primer ejemplo de lo que será el modelo ha sido desarrollado en el tramo de litoral que une Xilxes con La Llosa, en la provincia de Castelló, donde los municipios han recuperado 2 kilómetros de costa para el uso público.

Pero esta senda de largo recorrido no sólo conectará espacios de alto valor ambiental. También articulará los 60 municipios costeros de la Comunitat, de gran importancia estratégica para el conjunto del territorio.

Estos núcleos urbanos acogen a más de dos millones de valencianos (el 55% de la población de la Comunitat) y alcanzan unas densidades muy elevadas (más de 800 habitantes por kilómetro cuadrado).

Subir