19 de febrero de 2020 19/2/20

Javier Sogorb: “La Generalitat avanza en su compromiso de renovar el barrio de San Antón en Elx”

Javier Sogorb: “La Generalitat avanza en su compromiso de renovar el barrio de San Antón en Elx” - (foto 1)
  • El Gerente del IVVSA preside en Elx el sorteo de las 308 viviendas de la fase I de la renovación de San Antón

  • Las primeras 308 viviendas tendrán desde 45 a 60 metros cuadrados útiles

  • El coste de las obras de edificación de estas viviendas asciende a 29 millones de euros

MÁS FOTOS
Javier Sogorb: “La Generalitat avanza en su compromiso de renovar el barrio de San Antón en Elx” - (foto 2)
El Gerente del Instituto Valenciano de Vivienda (IVVSA), Javier Sogorb, ha asegurado hoy que “con este sorteo la Generalitat ofrece a los vecinos del barrio de San Antón en Elx la oportunidad de elegir su nueva vivienda y avanza en su compromiso de renovar de forma integral esta barriada ilicitana”.

“Las tres administraciones implicadas en este proyecto de renovación urbana, Ministerio, Generalitat y Ayuntamiento, seguimos trabajando para proporcionar a los residentes unas viviendas dignas, habitables y accesibles, con el menor coste posible, y una urbanización, infraestructuras y equipamientos urbanos de calidad”, ha añadido Sogorb.

El Gerente del IVVSA ha hecho estas declaraciones durante el sorteo para determinar el orden de prelación para la elección de 308 viviendas correspondientes a la primera fase del proyecto de renovación urbana del barrio de San Antón en Elx. También ha participado en el acto el Concejal de Urbanismo, Vivienda y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Elx, Alejandro Pérez. El sorteo ha servido para establecer el orden de prioridad de los vecinos de este barrio a la hora de elegir su nuevo hogar en las nuevas promociones de vivienda que el IVVSA va a ejecutar en esta barriada ilicitana.

29 millones de euros para su edificación

Hay que recordar que esta primera fase contempla cinco proyectos de edificación para ejecutar 308 nuevas viviendas con un coste total de 29 millones de euros. Los inmuebles contarán con dos o tres dormitorios y tendrán entre 45 y 60 metros cuadrados de superficie útil desde 69.000 a 90.700 euros, respectivamente.

Las familias de San Antón, según su nivel de ingresos y la superficie de la vivienda, podrán obtener una vivienda totalmente nueva en el barrio, optar a las diferentes ayudas y financiarla a través del préstamo convenido estipulado en el plan de vivienda. Según la información aportada por los vecinos, un 70% de las familias del barrio cuenta con unos ingresos familiares inferiores a 1’5 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), por lo que podrá acceder a las nuevas viviendas desde 63 hasta 170 euros al mes, en función de las superficies contempladas en los proyectos de edificación.

Hay que recordar que la primera fase de esta actuación se incluyó definitivamente en el Plan de Vivienda 2005-2008 el 30 de octubre de 2008. Ello permite que se ponga en marcha una primera inversión de 36,7 millones de euros (9,8 millones el Ministerio, 9,8 millones la Generalitat, 3,1 millones el Ayuntamiento de Elx y 13,8 millones de particulares) que incluye la edificación de los pisos, la reurbanización de la zona, las actuaciones de rehabilitación o mantenimiento, la gestión y los realojos.

La intervención global en esta área de renovación urbana contempla la construcción de 1.095 viviendas con una inversión total de 129 millones de euros.

PRIM y PAI con dictamen favorable

El Plan de Reforma Interior Modificativo (PRIM) de este barrio y el Plan de Actuación Integrada (PAI) ya cuentan con el dictamen favorable de la Comisión Territorial de Urbanismo y están pendientes de recibir la aprobación definitiva del Conseller de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda.

El PRIM recoge diferentes medidas para aumentar la habitabilidad, el confort y la sostenibilidad en los bloques de viviendas. Se estudia la adecuada integración de la propuesta en el tejido urbano, se busca la calidad arquitectónica y compositiva de los edificios y se opta por una distribución interior de las viviendas adaptada a las necesidades de los residentes.

El proyecto mantiene y mejora las dotaciones públicas existentes y amplía la zona verde de la actuación de 9.500 a 14.000 metros cuadrados Asimismo, la ordenación respeta el carácter y el número de viviendas, así como a sus usuarios, únicamente variando su ubicación dentro del ámbito. Además, esta intervención integral cuenta con la peculiaridad de que se realizará sin necesidad de que la población se desplace del barrio durante la reconstrucción de las viviendas actuales.

Subir