25 de febrero de 2021 25/2/21

El archivo de Tánger llega a la Casa de la Ensenyança de Cullera

El archivo de Tánger llega a la Casa de la Ensenyança de Cullera - (foto 1)

    La sala de exposiciones de la recientemente reabierta Casa de la Ensenyança de Cullera hierve de actividad cultural. El próximo viernes se inaugura la exposición dedicada a la Primera Guerra Mundial. Bajo el título 'Crónica de la Gran Guerra. El archivo de Tánger', se trata de una selección de 40 imágenes de la colección bélica de la Casa de la Imagen en Logroño dedicadas a la I Guerra Mundial. El hilo narrativo recorre el periplo de un oficial por el frente dejando constancia de los paisajes de la guerra, de los dirigentes y los dirigidos.

    El archivo fue rescatado en un mercadillo de Tánger en 1999, donde estaba custodiado en diez pequeñas cajas de madera. Cada una contenía unas cincuenta placas de vidrio. Todo son negativos estereoscópicos, una especialidad fotográfica que permitía ver las fotos en tres dimensiones. El hecho de que sean los originales negativos indica que pertenecían al mismo fotógrafo, puesto que no podían ser copias comerciales dado que lógicamente siempre eran en positivo. Estas imágenes son completamente inéditas y nunca salieron del ámbito doméstico de su autor.

    Las fotos fueron realizadas entre 1916 y 1935. El archivo se divide en dos grandes bloques: el relativo a la Primera Guerra Mundial, que refleja la estancia del autor en el frente en 254 imágenes, y otro de la posguerra hasta 1935, donde retrata a la familia en sus excursiones, vacaciones, etc.

    Las imágenes de la Guerra Mundial son de un valor estético e histórico incalculable. Recorriendo el denominado Frente Occidental, el oficial se entretiene capturando todos los aspectos de la contienda, desde los momentos banales y curiosos hasta los crueles y descarnados. En su automóvil descubierto, retrata armas extrañas o soldados abatidos. Es la visión de la oficialidad en guerra, analítica y distante, pero con un olfato estético excepcional.

    El estado de conservación del archivo es bueno, variando de lo aceptable a lo excelente con escasas excepciones. Actualmente, se encuentra completamente restaurado, catalogado y digitalizado con una cámara de alta resolución mediante un procedimiento no agresivo. Después de su conversión digital ha sido estudiado históricamente imagen a imagen.

    Los visitantes podrán disfrutar de la muestra hasta el 17 de julio de forma gratuita de martes a domingo de 17 a 21 horas. La inauguración será este viernes a las 19:30 horas. La exposición la organizan la Diputación de Valencia y la concejalía de Patrimonio Histórico y Museos del Ayuntamiento de Cullera que dirige Amparo Jover Colubi.

    Subir