23 de septiembre de 2020 23/9/20

CSI•F pide la suspensión del Máster de Docencia por la escasa oferta de plazas y los elevados precios

  • El sindicato denuncia la falta de planificación del antiguo CAP, para que el que se han preinscrito 2.500 personas en la Universitat de Valéncia

El sindicato CSI•F ha enviado un escrito al Ministerio de Educación para pedirle la suspensión de la obligatoriedad del Máster de Docencia (antiguo Certificado de Aptitud Pedagógica (CAP) para los títulos de grado que vayan a presentarse a las pruebas de acceso a la función pública docente.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI•F) reclama esta suspensión debido a la escasa oferta de plazas por parte de las universidades públicas y a los “desorbitados precios de las universidades privadas” –que rondan los 1.800 euros-.

En Castellón, la UJI oferta inicialmente 180 plazas y aunque el plazo de inscripción termina hoy, las previsiones dicen que será una oferta totalmente insuficiente, ya que el pasado curso las solicitudes eran más del doble que las plazas que ahora se ofrecen. En cuanto a los precios, el coste por crédito es de 14 euros, siendo un total de 60 los estipulados para aprobarlo en un curso, suponiendo por tanto 840 euros.

Esa carencia de plazas se repite, por ejemplo, en el número de preinscritos en la Universitat de Valencia, que alcanzan la cifra de 2.500 personas para las alrededor de 1.200 plazas que proponen. Por ese motivo esta entidad universitaria realizará pruebas de admisión los días 15 y 16 de octubre y no publicará la lista de admitidos hasta el 23 de octubre. En la provincia de Valencia tan sólo la Universitat de Valencia, Cardenal Herrera-CEU y Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir imparten este curso de formación pedagógica.

Este Máster de Docencia entra en vigor por primera vez durante este curso escolar siguiendo las directrices del Espacio Europeo de Educación Superior. Comienza la última semana de octubre y se prolonga hasta julio. Su precio en las universidades públicas se sitúa en los 800 euros, aunque algunas, como la Universidad Politécnica, ya han anunciado que este año no impartirán el citado máster. Superar el curso no garantiza el título, ya que, además, se exige la acreditación de un nivel B-1 en una lengua extranjera y la posesión, en la Comunidad Valenciana, del nivel ‘mitjà’ de valenciano.

En esta coyuntura el sindicato CSI•F ha reclamado al Ministerio de Educación “la suspensión de la obligatoriedad del título de máster que acredite la formación pedagógica y didáctica del profesorado hasta no se resuelvan los problemas que esta situación genera”.

Entre las principales dificultades el sindicato enumera “la escasez de plazas ofrecidas por las universidades, la imposibilidad de que los trabajadores en activo obtengan el máster necesario para acceder a la docencia por falta de oferta on-line o la ausencia de la formación obligatoria equivalente para el profesorado que por su especialidad o titulación no pueda acceder al máster”.

Subir