2 de marzo de 2021 2/3/21

La Conselleria de Vivienda ya ha rehabilitado y adjudicado un centenar de viviendas en régimen de alquiler social a familias con recursos limitados

La Conselleria de Vivienda ya ha rehabilitado y adjudicado un centenar de viviendas en régimen de alquiler social a familias con recursos limitados - (foto 1)


    La consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, ha anunciado que, desde el inicio de la legislatura, la Generalitat ya ha rehabilitado y adjudicado en la Comunitat un total de 101 viviendas en régimen de alquiler social a familias con recursos limitados.

    Así lo ha manifestado en su visita al grupo de viviendas de promoción pública de Paiporta, donde ha estado acompañada por la directora general de la Entidad de Infraestructuras de la Generalitat (EIGE), Blanca Marín, la alcaldesa de la localidad, Isabel Martí, así como por representantes de la Asociación de Vecinos calle L´Horta.

    Durante la visita al grupo, la consellera también ha podido comprobar los trabajos de reparación que se han efectuado en dos viviendas del bloque de la calle L´Horta que hoy mismo se han adjudicado a dos familias de Paiporta, alcanzando así las 101 viviendas cedidas en régimen de alquiler social.

    Facilitar el acceso a una vivienda digna era uno de los compromisos adoptados por la consellera y estos datos demuestran ese esfuerzo. Salvador ha asegurado que la política de vivienda "es nuestra prioridad y por eso hemos empezado una nueva etapa de dignificación del parque público y estamos desarrollando todas las medidas a través de EIGE".

    Para llevarlas a cabo, ha comentado, "estamos en colaboración permanente con los alcaldes de los municipios donde tenemos viviendas porque, de una vez por todas, lo más importante es el acondicionamiento de un parque público que ha estado abandonado durante 20 años por parte del PP".

    De las 101 viviendas adjudicadas en estos primeros siete meses, 74 correspondieron a la provincia de Valencia, 23 a la de Alicante y las cuatro restantes a la de Castellón.

    La distribución de las 74 viviendas en la provincia de Valencia es la siguiente: 2 en Paiporta, 7 en Alberic; 6 en l´Alcúdia de Crespins; 2 en Algemesí; 3 en Alzira; 4 en Burjassot; 2 en Cárcer; 4 en Manises; 13 en Paterna; 2 en Picasset; 2 en El Puig; 3 en Ribarroja del Turia; 6 en Sagunto; 2 en Tavernes Blanques; 11 en Valencia, 3 en Villanueva de Castellón y 2 en Xirivella.

    Por lo que respecta a las 23 de la provincia de Alicante, se han adjudicado 1 en Alicante ciudad, 3 en Almoradí, 3 en Biar, 5 en Crevillente, 3 en Elche, 5 en Elda, 2 en Monforte del Cid y 1 en Monóvar. Mientras, en la provincia de Castellón, se ha cedido una vivienda en cada uno de estos municipios: Almassora, Burriana, Vila-real y Castellón de la Plana.

    Colectivos en riesgo de exclusión

    La consellera ha destacado que el nuevo Consell, consciente de la dramática situación que viven las familias ante la pérdida de un hogar, ha adjudicado 30 de estos pisos a personas que habían sufrido una ejecución hipotecaria. Asimismo, otros 13 se destinaron a mujeres víctimas de violencia de género, "porque estamos ayudando a colectivos que se encuentran en riesgo de exclusión social".

    La Conselleria está trabajando en la reparación de otro centenar de viviendas sociales, concretamente 108, que dispone en varios municipios de la Comunitat y que prevé entregar próximamente.

    María José Salvador ha recordado que, durante 2016, la Conselleria va a invertir 6,5 millones para reformar 500 de las 700 viviendas disponibles en el parque público, pero que están en condiciones de imposible habitabilidad. De ellas, 250 se reformarán en el primer semestre y las restantes en el segundo semestre. "En esta partida también se harán obras de emergencia, ya que nos hemos encontrado un parque público con unas condiciones muy dificultosas en el que se producen urgencias que hay que atender".

    Hasta el momento, la conselleria ya ha invertido aproximadamente un millón de euros para llevar a cabo reparaciones en las viviendas recuperadas y actuaciones en los elementos comunes de los edificios.

    Una vez reparadas, la conselleria y los servicios sociales de los ayuntamientos son los encargados de asignarlas teniendo en cuenta la lista de demandantes. En este punto, la colaboración entre las dos administraciones es fundamental para mejorar la respuesta a las necesidades de cada municipio. Desde el mes de agosto, los responsables de la conselleria han mantenido más de 60 reuniones con representantes municipales.

    En este sentido, la consellera ha destacado el papel tan importante que desempeñan los servicios sociales. "No solo hay que reformar las viviendas, también hay que trabajar en materia de integración social y de corresponsabilidad del uso de estas viviendas. Y esa tarea también la hemos iniciado conjuntamente con los ayuntamientos", ha declarado.

    Reunión con Paiporta
    Precisamente, la consellera se ha reunido con la alcaldesa de Paiporta para analizar la situación del parque de viviendas sociales en este municipio y se ha procedido a la adjudicación de dos viviendas a las familias seleccionadas. Se trata de las primeras que se entregan en Paiporta en esta legislatura y han supuesto una inversión de unos 15.000 euros. Además, en breve está prevista la cesión de otra vivienda que se está reparando.

    En su intervención, la consellera ha resaltado cómo el nuevo modelo de política de vivienda deja patente la priorización de los colectivos más vulnerables y una apuesta firme por dignificar la política pública de vivienda, poniendo a disposición todos los recursos disponibles. De ahí que el pasado noviembre presentara el Plan de Dignificación de la Vivienda Social, que incluye diez medidas de choque. Entre ellas destaca una campaña para informar a las familias de la existencia de bonificaciones.

    La consellera ha recordado cómo en el primer Pleno del Consell se acordó que no se produjera ningún desahucio en el parque público a personas que no podían hacer frente a su alquiler debido a situaciones económicas sobrevenidas. En este sentido, ha comentado que se está trabajando en la normalización de las viviendas para que las familias puedan hacer frente a los alquileres, que son adaptados a su capacidad adquisitiva.

    "Es muy importante que la gente conozca que se puede beneficiar de estas ayudas para acabar así con el abandono que ha sufrido la vivienda pública, donde se mantenía desinformada a la gente. De ahí nuestro esfuerzo por desarrollar una política de proximidad con los ayuntamientos y los vecinos, una tarea que estamos haciendo con los técnicos de EIGE", ha concluido Salvador.

    Subir