14 de diciembre de 2019 14/12/19

Claves para emprender en España sin morir en el intento

Claves para emprender en España sin morir en el intento - (foto 1)

    Mucho se ha discutido en los últimos años sobre las promesas y los riesgos de establecer un negocio propio, especialmente en el comercio electrónico actual.

    A continuación, se mostrarán datos sobre el crecimiento sostenido de esta actividad en el país y la situación de los nuevos profesionales conocidos como "influencers" de Instagram y Youtube en años años recientes.  

    Cómo rentabilizar el emprendimiento español en alza

    De acuerdo a cifras reveladas por el Informe Mundial GEM, el Índice de Contexto de Emprendimiento Nacional 2019 reveló que España ocupa el puesto número 16 por delante de Alemania y Reino Unido en Europa y hasta Japón en materia de garantizar las condiciones para favorecer el desarrollo de los negocios propios.

    Esta actividad ha aumentado a pesar de la crisis económica presentada en el 2017. Según el mismo informe, el emprendimiento tuvo una actividad de un 5,2% en el 2016, que ha aumentado hasta un 6,4% en lo que va de 2019.

    Al respecto, este año se han registrado más de 30 millones de euros en transacciones del comercio electrónico en España, lo que representa una oportunidad para el emprendimiento en este tipo de mercado, especialmente para pymes y autónomos.

    Todos estos datos indican que los negocios propios en el mercado electrónico crece de forma exponencial con una tendencia al alza.

    En busca de sacar rentabilidad al emprender un negocio se deben cumplir ciertos parámetros y asumir que existen riesgos, especialmente en un mercado tan dinámico y de alta competitividad de cara al presente y al futuro inmediato.

    A continuación se mostrarán algunas recomendaciones con el propósito de orientar a los empresarios, interesados en crear su propio negocio ante la incertidumbre y las inseguridades que genera este tipo de actividad.

    Estrategias

    Primero es importante preguntarse cuál es el mercado que más resulta apasionante ya que se trata de una actividad que requiere de horas de dedicación y de una inversión inicial propia (aunque sea pequeña). A mayor conocimiento del target, de los competidores y de la situación regional, mayores probabilidades de éxito.

    Después de elegir el mercado, deben estudiarse las distintas opciones y estrategias como el diseño de contenidos escritos y audiovisuales, el dropshipping, el marketing, la gestión de tiendas digitales, de redes sociales y de marcas personales (incluidos los influencers), entre otros servicios de autónomos.

    Lo importante es saber exactamente cuál es el camino con los objetivos a corto y largo plazo y ser consciente de los riesgos. 

    Futuro incierto de los influencers

    En este campo del emprendimiento propio, se ha presentado el fenómeno conocido como el de los "influencers", que son los nuevos profesionales, que toman instrumentos de disciplinas como el marketing digital, la producción audiovisual y las artes.

    Sobre los influencers se ha discutido mucho en los últimos años debido a su fenómeno viralizado, que le ha hecho pensar a los expertos en emprendimiento y de marketing digital que si por su propia naturaleza si realmente es sustentable en el tiempo.

    Según el Estudio sobre Marketing de Influencers en España 2018 de Brandmanic, ese año el 56,5% de las empresas españolas dirigieron sus esfuerzos en marketing digital al contratar influencers para promover sus productos y servicios. Mientras que el 58,1% de los empresarios de marketing digital invirtieron hasta 10.000 euros en campañas con influencers.   

    No obstante, otro estudio más reciente en "The State of Influencer Marketing 2019" señaló que en el 2019, el 38,1% de estos nuevos profesionales utilizan estrategias como likes falsos y comprados, entre otras herramientas de competición desleal para aparentar que son más populares que lo que realmente son en busca de patrocinadores.

    Riesgos

    Esto puede despertar falta de confianza y de credibilidad de los influencers, especialmente de los más novatos, porque el público se ha disgregado y algunos ya no cree en ellos. Por ejemplo, un informe de Wave X reveló que solo el 4% de usuarios de todo el mundo confía en la veracidad de la información de estos nuevos profesionales.

    Dependiendo del mercado seleccionado (moda, gastronomía, música, fotografía, etc…) las posibilidades para los nuevos emprendedores se diversifican pero con sus respectivos riesgos debido a que los espacios han sido ocupado por los visionarios que aprovecharon el boom del momento de Instagram, específicamente en España. 

    Hoy en día, españoles como Alexandra Pereira, Pelayo Díaz y Aida Domenech (Dulceida) han creado su propio imperio de seguidores en Instagram y en Youtube, con ganancias adquiridas gracias a la publicidad que generan los contenidos que ellos mismos gestionan desde sus propios espacios.

    De cualquier manera, nada es seguro en este espacio tan volátil e incierto del comercio electrónico y de las redes sociales. En pocos años, pueden surgir nuevas estrellas o sostenerse en el tiempo los que actualmente ostentan los grandes patrocinadores.

    Todo este panorama debe ser considerado por los empresarios de las pymes y startups que desean iniciarse en este tipo de negocio, con un retorno de la inversión positiva. 

    ocultar
    Claves para emprender en España sin morir en el intento
    Subir