30 de septiembre de 2020 30/9/20

Sanchís: “Estamos poniendo fin a las irregularidades económicas y laborales heredadas”

    El gerente del Hospital Provincial de Castellón, Joaquín Sanchís, destacó hoy que la actual dirección del centro “ha puesto fin a irregularidades laborales y económicas heredadas” y ”está gestionando con responsabilidad, dando prioridad a las necesidades asistenciales de la ciudadanía y poniendo al alcance de los profesionales los medios necesarios para que puedan desarrollar su labor”.

    Sanchís recordó hoy que hace 20 meses, cuando accedió a la gerencia, se encontró con “un centro convulso en el que reinaba la incertidumbre entre los trabajadores y trabajadoras”.

    “Desde el equipo directivo hemos realizado un importante esfuerzo por regularizar situaciones anómalas, hemos emprendido un proceso de equiparación al resto de la sanidad pública valenciana y, ante todo, estamos cuidando tanto a nuestros profesionales como a nuestros pacientes, que son nuestra verdadera razón de ser”, señaló.

    “Creemos en la sanidad pública y universal, en una sanidad de calidad al alcance de todas las personas”, dijo Sanchís, para quien “en la anterior legislatura se intentaron privatizar los servicios de radiodiagnóstico y medicina nuclear, lo que se evitó con el rechazo contundente tanto de profesionales como de la ciudadanía”.

    Sanchís manifestó que al acceder a la gerencia se encontró “una obra a medias, que contaba con presupuesto para su ejecución pero, lamentablemente, no podía llevarse a cabo por la falta de licencia de actividad. Teníamos, además, un acelerador con constantes averías que generaba inquietud entre los pacientes”.

    En cuanto a recursos humanos, “no podemos olvidar que en el centro había 124 personas contratadas de forma fraudulenta y, a pesar de que un mandato judicial exigía solucionar la situación, no se hizo nada por desidia”.

    “Detectamos – explicó- numerosas irregularidades en contratos con empresas externas y en algunos casos no existía ni contrato. La exhaustiva revisión de las contrataciones nos llevaron a denunciar ante la fiscalía anticorrupción irregularidades por valor de 33 millones de euros”.

    El gerente resaltó que “se está poniendo fin a un modelo de hospital disonante con el resto de la red sanitaria pública y que estamos asumiendo nuestra responsabilidad con rigor y transparencia.

    Manifestó que próximamente será una realidad ya la ampliación del área oncológica que permitirá poner en funcionamiento una cámara hiperbárica que permanecía abandonada en un sótano desde hace años.

    También se refirió a la puesta en funcionamiento un nuevo acelerador lineal que, financiado íntegramente por la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública que va a permitir ofrecer el mejor tratamiento a los pacientes. A este equipo se sumará otro gracias a la donación de la Fundación Amancio Ortega.

    El proceso para la compra de un PET-TAC ya se ha iniciado y el edificio que fue diseñado para acoger a una universidad privada va a destinarse al servicio de oncología, dijo Sanchís.

    “Todas estas acciones suponen una clara apuesta por un mejor hospital que será referente oncológico en la provincia”, destacó, al tiempo que subrayó que “en el ámbito laboral se ha puesto solución a los contratos laborales irregulares del centro con la creación de 109 nuevas plazas que garantizan la estabilidad”.

    Subir