25 de noviembre de 2020 25/11/20

La Policía Local y los bomberos municipales colaboran en la incautación de una serpiente de dos metros de longitud en el Parque Ribalta

La Policía Local y los bomberos municipales colaboran en la incautación de una serpiente de dos metros de longitud en el Parque Ribalta  - (foto 1)
  • El propietario del reptil no tenía la documentación necesaria para estar en posesión de la serpiente por lo que la Policía Local procedió a su incautación

  • Los bomberos municipales se ocuparon de su traslado hasta el antiguo Cuartel Tetuán XIV donde la empresa municipal de recogida de animales se hizo cargo del reptil

MÁS FOTOS
La Policía Local y los bomberos municipales colaboran en la incautación de una serpiente de dos metros de longitud en el Parque Ribalta  - (foto 2)

Agentes de la Policía Local de Castellón junto con los bomberos municipales procedieron a la incautación y traslado de una “boa constrictor” de dos metros de longitud que fue localizada en el Parque Ribalta junto con su propietario, el cual no presentaba la documentación necesaria para tener este tipo de animales exóticos. Los hechos se produjeron sobre las 16:15 cuando un vecino que caminaba por el Parque Ribalta observó a una persona que a la vez que mostraba una serpiente de grandes dimensiones solicitaba dinero a los viandantes. Este vecino avisó a la Sala Municipal de Seguridad y Emergencia 092, la cual comisionó a una patrulla de la Unidad de Policía Ciclista, U.P.C., y un agente destinado a la Unidad de Protección Medioambiental, UPROMA para que se trasladasen al lugar y comprobasen los hechos.

Los policías, al llegar al Parque Ribalta, localizaron a la persona que exhibía el reptil y le solicitaron la documentación obligaría que la legislación establece para estar en posesión de este animal exótico, una licencia “CITES”. Esta persona, un varón 39 años de edad y de nacionalidad checa, argumentó que sólo tenía un documento que acreditaba su compra. Ante la ausencia de la licencia preceptiva y de cómo se encontraba el animal, los agentes procedieron a su incautación realizando el traslado del reptil un retén de bomberos que trasladaron a la “boa constrictor” hasta el Antiguo Cuartel Tetuán XIV. Posteriormente, la empresa municipal de recogida de animales se hizo cargo de la serpiente.

Cabe destacar que para estar en posesión de este tipo de animales exóticos, la persona propietaria debe tener una licencia CITES que permite el manejo de animales potencialmente peligrosos. Por otro lado está terminantemente prohibido exhibir estos reptiles en la vía pública y es necesario disponer de instalaciones adecuadas para su tenencia.

Subir