27 de febrero de 2020 27/2/20

Iniciativa pide en Castelló una apuesta por los comedores ecológicos

    El portavoz de Iniciativa a la ciudad de Castelló, Jose Pedregosa, ha anunciado que la formación presentará a los grupos municipales con representación en el ayuntamiento, una moción porque el ayuntamiento de Castelló pido a la Generalitat la aprobación de una ley de alimentación sana y equilibrada en los comedores escolares valencianos, hospitales y residencias de la tercera edad que aseguro en sus menús el 70% de productos ecológicos, de procedencia de la agricultura ecológica e integrada, desde su aprobación y se marco el objetivo de conseguir el 100% de productos ecológicos en un plazo de 10 años.

    Esta medida sería posible si la Generalitat estableciera acuerdos con las organizaciones profesionales del campo valenciano y las cooperativas agrícolas valencianas y se fomentara y subvencionar la agricultura ecológica e integrada para aumentar la producción ecológica y asegurar su distribución en el mercado. Así como, para el abastecimiento de los comedores escolares de los centros públicos y concertados, hospitales y residencias de la tercera edad de las ciudades y pueblos valencianos.

    Según Pedregosa, todos los estudios científicos sobre la alimentación señalan el aumento acelerado de la obesidad infantil. Los datos oscil•len entre un 10% y un 14% en cuanto al número de niños y niñas que sufren obesidad en España y según fuentes de la propia Generalitat Valenciana, el 26% de los niños y niñas valencianos tienen sobrepeso, con todos los problemas de salud que supone en la propia edad escolar y, sobre todo, su desarrollo en la en la edad adulta de las personas.

    Es sabida la importancia de la educación en hábitos saludables en la alimentación desde la edad temprana para conseguir una población que se nutra de manera sana y equilibrada. El comedor escolar es un instrumento básico para conseguir mejorar la alimentación de los niños y niñas, acostumbrándolos a una alimentación más sana y equilibrada con productos seguros y de calidad.

    Asimismo, tendría que ser un objetivo de toda sociedad moderna y avanzada procurar los alimentos de mayor calidad para las personas hospitalizadas y para sus grandes.

    Por otro lado, el sector agrícola valenciano sufre una de sus más importantes crisis estructurales que están forzando al abandono de las explotaciones, el envejecimiento de los profesionales del campo y la pérdida de miles de puestos de trabajo y de porcentaje global del sector primario en el conjunto del PIB de nuestra Comunidad.

    Los sectores más innovadores de la agricultura valenciana, que hacen esfuerzos para mejorar sus productos, introduciendo técnicas de agricultura integrada o ecológica, necesitan todo el apoyo desde las administraciones públicas para poder llevar adelante la reforma de sus explotaciones y asegurar el mercado para sus productos, de mucha más calidad y seguridad alimentaria que los procedentes de la agricultura intensiva, cada vez más controlada por las multinacionales y las grandes superficies, que utiliza masivamente productos químicos, transgénicos y pesticidas.

    Así, la introducción de los productos procedentes de la agricultura ecológica e integrada en los menús de los comedores escolares de los centros educativos valencianos de infantil, primaria y ESO, hospitales y residencias de la tercera edad, cubrirían un doble objetivo: una dieta más sana y equilibrada desde la edad escolar y una buena educación en hábitos alimentarios para su futuro como personas adultas, que disminuiría el número de personas obesas de forma considerable, y, a la vez, garantizaría una importante cuota de mercado para los productos ecológicos y procedentes de prácticas agrícolas íntegras de los profesionales del campo valenciano.

    Se calcula que más de 3.000 puestos de trabajo en el campo valenciano se podrían necesitar para producir los alimentos de los menús ecológicos de los comedores de los centros educativos que dan de comer cada día además de 120.000 escolares y los miles de menús que se sirven en hospitales y residencias de la tercera edad ubicadas al territorio valenciano.

     

    Subir